miércoles, 29 de marzo de 2017
REL/RAW

19.5°
CRD

15.6°
PMY

18.8°
EQS

12°

Madryn: cómo operaba la mayor banda dedicada al robo de ganado


Operaba en la zona del Valle y Península Valdés. Fue totalmente desarticulada. A excepción de Raúl “Rulo” Correa, los demás se encuentran detenidos, incluso una mujer encargada de la faena y venta.

08/01/2017 02:04 a.m.


33.308
La más importante banda delictiva dedicada al robo de ganado en la zona del Valle y Península Valdés, con base de operaciones en Puerto Madryn, fue totalmente desarticulada. A excepción de Raúl “Rulo” Correa, los demás se encuentran detenidos, incluso una mujer encargada de la faena y venta.

La Justicia local reunió indicios suficientes para impulsar la investigación, que duró cuatro meses y logró dejar al descubierto cómo operaba la banda que durante varios años había logrado motorizar la industria del abigeato en esta región.

Hay seis detenidos, pero la Fiscalía reconoció que está prófugo uno de los coautores y hay otra persona que no lograron identificar.

Además, no se descarta que la investigación continúe contra quienes manejaban cadenas de carnicerías ilegales.

Hubo un trabajo en equipo de distintas áreas. La Unidad de Análisis Criminal de la Procuración General, la Fiscalía de Puerto Madryn y la División de Abigeato y la División Investigaciones de la Policía de Chubut trabajaron incansablemente para lograr los resultados esperados.

Un millar de animales

Fruto del sigiloso trabajo de investigación en la mañana del jueves 29 de diciembre, una comisión policial realizó siete allanamientos simultáneos, logrando detener a los autores y secuestrando una importante cantidad de carne faenada, dinero y elementos de corte.

También se requisaron los vehículos que utilizaban, entre los cuales había de alta gama y que evidenciarían el poder económico que habían alcanzado los “piratas del ganado”. Los detenidos son “El Gallo” Ramón Corvalán junto a sus hijos “El Pela” Jair y “El Gordo” Ariel; “Rulo” Isaac Correas, Maximiliano Álvarez Avilés y Gustavo Machao.

Los últimos robos consecutivos, con más de 1.000 animales sustraídos en campos del Valle y Península Valdés, movilizaron la acción judicial y policial, a raíz de una serie de denuncias por la inseguridad rural que se ha apoderado de la zona.

El abigeato en esta región no es un hecho nuevo. Desde hace décadas hay una concentración de robos en los campos, donde los productores afirman que han sustraído más de 5 mil ovinos.

Importante organización

Para robar los animales, los cuatreros llegan a los establecimientos con camionetas y traen incluso hasta perros, con los cuales se efectúa el arreo en pocos minutos.

En los allanamientos recientes se encontró –además- un importante arsenal que utilizaban los delincuentes.

Pero lo que más llama la atención de los investigadores es el aceitado mecanismo de funcionamiento de la banda y que sería clave para su continuidad a lo largo de los meses que derivó en el montaje de un circuito de comercialización.

Modus operandi

Los delincuentes primero observaban e identificaban las zonas donde había animales vacunos u ovinos. Allí, según surge de las intervenciones telefónicas que realizó la Justicia, empleaban dos modalidades para robar el ganado. Una era la utilización directamente de armas de fuegos, dado que mencionan las balas, y la otra, empleaban un can adiestrado para acorralar ganado y lo trasladaban al domicilio de “La Madama” María de los Ángeles Morán.

En el lugar, ubicado en el sector agropecuario, se vendían los animales faenados.

En el tiempo

“Esta modalidad delictiva ha perdurado en el tiempo y podemos confirmar que, al menos, desde que se iniciaron las intervenciones hasta las detenciones”, indicaron desde la Fiscalía madrynense y sostuvieron que “los integrantes de la banda son las personas aludidas, de los cuales los principales organizadores son Jair Corvalan y su padre Ramón.

Tras acorralar a los animales en los campos, los atrapaban, en ocasiones faenan en el lugar y también trasladan los mismos hacia el domicilio de María de los Ángeles Moran, lugar donde se faenan, y se venden”.

La banda también analizaba la situación del viento, “dado que conforme la dirección cardinal que provenga, favorecerá o no a los autores en el acorralamiento de los animales”.

El análisis no se detenía allí sino que los miembros de la banda “también se refieren a los animales que pretenden agarrar o capturar como “de los grandes o de los chicos”, que claramente serian animales vacunos u ovinos”.

Entre los datos recopilados por los investigadores se encuentra un mensaje de texto donde se lee: “En las elises ay terneros y ovejas dese el luca vino resien day”.

El mismo, tendría relación a la zona de las torres de energía eólica ubicadas a la vera de la Ruta 3.

El fiscal Daniel Báez, a cargo de la causa, formuló cargos por “asociación ilícita”. Según el artículo 210 del Código Penal, los delincuentes puede llegar a ser condenados con penas de hasta 10 años de cárcel.

Los productores de Chubut han mantenido reuniones con el Gobierno Provincial y con miembros de la Procuración, donde reclamaron por el grave perjuicio que provocan los reiterados casos de abigeato.#
 

tag Puerto Madryn robo
Agregar a Favoritos. En PC: CTRL+D | En Mac: ⌘+D