Diario Jornada
lunes, 22 de septiembre de 2014
INICIO / POLÍTICA / 07/02/2014 01:00 a.m.

Madryn: un sujeto fue imputado por estafar en la venta de autos a ocho personas

Se abrió una causa por hechos reiterados contra Carlos Fabián Escobar. Fue imputado y podrá ir a juicio oral por haber, presuntamente, estafado a 8 personas. La imputación impuesta tiene penas de hasta 6 años de cárcel.
Carlos Fabián Escobar, un hombre que se dedica a comercializar automóviles, fue imputado y podrá ir a juicio oral por haber, presuntamente, estafado a un total de 8 personas. La imputación impuesta tiene penas de hasta 6 años de cárcel.

Su estrategia delictiva -según indican las denuncias- era contactarse con personas que tenían vehículos en venta. Escobar, de 39 años, quien ante los compradores aparentaba solvencia económica, realizaba la operación y en el boleto de compra-venta, les hacía firmar que la operación se había realizado “al contado”, cuando en realidad, les entregaba cheques apócrifos o papeles de transferencia falsos.

La fiscal a cargo del caso, María Angélica Carcano, fue quien encontró elementos suficientes como para imputarle el delito de “estafas reiteradas” a 8 personas que fueron a realizar la operación de venta y perdieron sus vehículos. La mañana del martes se realizó la “apertura de investigación” en los Tribunales locales, y la jueza penal Patricia Reyes dio lugar a la apertura formal de la causa judicial, que podrá –en caso de cumplir los plazos procesales- ir a juicio oral y público, donde podría recibir una pena de hasta 6 años de prisión.

Modus operandi

La modalidad de las estafas por la cual se denunció a Escobar son variadas. Una de las víctimas afirma que se contactó con Escobar, quien se mostró interesado en comprar su camioneta Ford Ranger, acordando el precio de la operación en 75 mil pesos. Confeccionaron el boleto de compra venta donde, por recomendación de Escobar, se consignó un valor menor, de 55 mil “para pagar menos importe de transferencia”, y –también por consejo del denunciado- asentaron que la forma de pago de la operación era al contado, cuando en realidad le hizo entrega de un supuesto comprobante donde se acreditaba la transferencia de la suma pactada. Luego de suscribir el boleto, el denunciante le hizo entrega del vehículo y la documentación, pero cuando se presentó en el banco a comprobar la transferencia, la misma nunca se había realizado y descubrió que el comprobante era falso.

En otro de los hechos, una mujer denunció que se comunicó con Escobar, quien había publicado un aviso para vender un Peugeot 206. Luego de mostrarse interesada en adquirir el vehículo, afirma que Escobar le pidió 4 mil pesos de seña y acordaron que la operación se haría la próxima semana. En la fecha acordada, Escobar le pidió una nueva seña de 2.500 pesos, indicándole que el auto se había averiado y “quería entregarlo en condiciones”. Una vez que esta suma fue abonada por la víctima, no pudo volver a contactarse nunca más con Escobar ni disponer del vehículo.

En otro hecho, denunciaron que Escobar compró un automóvil entregando un cheque, pero cuando la víctima lo fue a cobrar al banco, le informaron que estaba mal confeccionado y que no tenía fondos. La víctima, que había entregado el vehículo y la documentación, no pudo comunicarse nuevamente con Escobar.

La cuarta denuncia por la cual se hizo la apertura de investigación sucedió en noviembre. La víctima denunció que Escobar le compró su vehículo, ofreciéndole pagar 46 mil pesos y “como trabajaba de contramaestre en Conarpesa” iba a disponer del dinero que le adeudaba el capitán del barco en unos días. Cuando se juntaron nuevamente, Escobar le afirmó que había cobrado un cheque por 49 mil y “que el remanente se los cedía para que lo done a alguna Iglesia”, también se ofreció para conseguirles una casa, “ya que su hermano trabaja en el IPV”, y hasta conseguirle un trabajo. Luego de concretarse la operación, suscribieron el boleto de compraventa, le entregaron el vehículo y Escobar les dio el cheque para cobrar al día siguiente. Cuando el denunciante iba a cobrar el cheque, Escobar se comunicó pidiéndole que no lo deposite, ya que había conseguido el dinero en efectivo. Esa noche, se presentó en su domicilio, donde pidió que le devuelvan el cheque y que al día siguiente se encontrarían en el Banco para cobrar. Esto nunca sucedió, pese a los insistentes llamados de la víctima.

Otro de los denunciantes afirma que Escobar le entregó un pagaré de 12 mil pesos para comprarle su vehículo Ford Escort, pero –luego de que le entregara el automóvil con la documentación y el formulario 08- jamás abonó la suma pactada.

En noviembre, una persona denunció que Escobar le adquirió una camioneta Ford F-100 por un valor de 105 mil pesos, que abonaría mediante un depósito. El titular del rodado le entregó los papeles firmados y el vehículo, pero luego comprobó que el depósito nunca se había efectuado.

El último hecho sobre el cual se realizó la apertura de investigación sucedió luego que la víctima le vendiera un Ford Mondeo a Escobar por la suma de 50 mil pesos. Luego de entregarle los papeles del auto, el formulario 08 y el boleto de compraventa, Escobar se comprometió a depositar el valor acordado al día siguiente; pero nunca efectivizó el dinero.

Prevención

Las estafas en la compra-venta de vehículos siguen sumando víctimas en la zona. Estos tipos de delitos se vienen cometiendo desde hace años, y uno de los principales componentes para que las estafas se cometan, es –muchas veces- la falta de recaudos que se toman para realizar este tipo de actividades comerciales.

“Es importante asesorarse debidamente antes de proceder a concretar la compra-venta de un vehículo, recabando toda la información necesaria antes de concretar el negocio, por lo que sugiere contar con el apoyo técnico de profesionales o idóneos (escribanos, abogados, gestores) e incluso hacer todas las averiguaciones pertinentes en el Registro de Propiedad del Automotor que corresponda”, explicaron desde la fiscalía y reafirmaron “la necesidad de ser precavidos al momento de concretar la compra o venta, no entregando ninguna documentación, dinero o automotor sin asegurarse previamente que la otra parte ha cumplido con lo pactado”.

“Muchas veces, quien quiere comprar un automóvil, desea hacerlo con rapidez y esta circunstancia hace que por allí no tomen las previsiones necesarias en estos casos”. En el caso de la compraventa de un automotor, “se debe exigir al vendedor la exhibición del título, la cédula y anotar el número de patente, el número de control del título automotor y el número de la cédula verde”.

tag Puerto Madryn