PAÍS & MUNDO

China se prepara para la nueva cumbre de los BRICS


China abogó hoy por reforzar el bloque Brics de economías emergentes que integra junto a Brasil, Rusia, India y Sudáfrica y promover el diálogo global, en vísperas de presidir una esperada cumbre de líderes del grupo que contará con la presencia del presidente brasileño Michel Temer y del mexicano Enrique Peña Nieto.
30/08/2017 14:34

955


A partir del próximo domingo, el presidente chino, Xi Jinping, recibirá a los gobernantes del Brics en la ciudad de Xiamen, en el sureste de China, en un encuentro de tres días con el que Beijing espera "ampliar el diálogo global" y que coincide con una ralentización del crecimiento mundial y un renovado auge del proteccionismo.

“China quiere construir alianzas más fuertes dentro y más allá de los países Brics durante la próxima cumbre”, dijo hoy el canciller chino, Wang Yi en una rueda de prensa centrada en el encuentro anual, cuyo lema es "Brics, una asociación más fuerte para un futuro más brillante” y que es el noveno del bloque desde 2009.

Wang agregó que China espera resultados en áreas como “el fortalecimiento de la cooperación económica y de la seguridad, los intercambios culturales y de persona a persona, el fortalecimiento de la construcción institucional y la promoción de alianzas más fuertes con otros mercados emergentes”. 

Para el canciller, el desarrollo de este bloque provocó “una nueva fuerza en la economía mundial, capaz de transformar la gobernanza global y colaborar para la paz y la estabilidad política, en un momento de transición en el que hay desafíos como el crecimiento económico más lento y el avance del proteccionismo”. 

Con inversiones y el comercio como motor central del anfitrión, Wang apostó al desarrollo económico y destacó la cooperación en el ámbito financiero con el establecimiento del banco New Development Bank (NDB), que hace 10 días abrió en Johannesburgo, Sudáfrica, la primera sede fuera de China. 

De esta novena cumbre del Brics participarán, además de Xi y Temer, los presidentes ruso, Vladimir Putin, sudafricano, Jacob Zuma; y el primer ministro indio, Narendra Modi, que llegará en medio de una tensa disputa fronteriza con China que intentará no ensombrecer las aspiraciones de desarrollo en bloque. 

En relación con la presencia de Temer, que llega mañana a Beijing para tener una serie de encuentros bilaterales y que durante la cumbre tiene previsto buscar inversores chinos para las amplias privatizaciones de empresas públicas que impulsa, Wang adelantó que Brasil obtendrá “buenas noticias” en China. 

"Brasil es un gran país en desarrollo y representativo de las economías emergentes; está enfrentando algunas dificultades domésticas temporales, pero confiamos en que va a haber mayor consenso y esfuerzo para superarlo. La vitalidad de Brasil será robustecida", dijo el canciller chino. 

"China cree que Brasil va a desempeñar su papel en el escenario internacional", agregó el ministro, y sostuvo, en relación al clima económico, que “ciertamente va a haber buenas noticias para Brasil". 

El embajador brasileño en China, Marcos Caramuru de Paiva, destacó que la mira china está puesta en inversiones y negocios como “puertos, infraestructura vial y ferroviaria y en el sector eléctrico y, en menor escala, aeropuertos”, justamente las áreas en las que Temer impulsa privatizaciones en Brasil.

“Las inversiones de China en Brasil nunca se detuvieron, fueron ganando nuevas y diferenciadas formas. Ahora hay un período de activos en el área de inversiones en infraestructura, que obviamente van a interesar a los chinos porque fue el país que más ha invertido en infraestructura en el mundo en los últimos 20 o 30 años”, dijo el embajador a la prensa brasileña. 

Y agregó: “No veo en las otras economías de renta media un abanico de oportunidades tan grande como Brasil”. 
Para el director del Brics Cooperation Center de la Beijing Normal University, Wang Lei, ”el gobierno brasileño está preocupado por la hipótesis de que su influencia regional pueda ser desafiada por el ascenso de México o Argentina". 

"Pero en el futuro, para el desarrollo positivo de la cooperación del bloque, no es tan malo invitar a algunos otros países en desarrollo. Pero, por supuesto, ahora México no está en el proceso de negociación para ser un miembro oficial, es sólo para participar en el diálogo con los líderes”.

En ese sentido, el embajador argentino en China, Diego Guelar, dijo a Télam que “hay un triángulo virtuoso natural entre Argentina, Brasil y China". 

"Argentina y Brasil juntos somos los mayores exportadores de alimentos del mundo y nuestro primer cliente de alimentos es China. Es muy complementario, la competencia terminó cuando decidimos integrarnos, pero falta el salto a un nivel superior al actual y que encaremos una agenda común de Argentina y Brasil con China”, añadió.

Peña Nieto es el otro líder latinoamericano que llega para la cumbre, aunque como invitado internacional. Y si bien su país renegocia por estas horas con Estados Unidos y México el Tratado de Libre Comercio de América del Norte (Nafta, por sus siglas en inglés), los medios de su país hablan de un coqueteo para ser parte de este bloque, aunque hoy el canciller chino desestimó la idea. 

Según informó la secretaría de Relaciones Exteriores mexicana, Peña Nieto, que tendrá su séptimo encuentro bilateral con Xi, estará en un Diálogo de Economías Emergentes y en un Foro de Negocios en esta IX Cumbre donde tratarán temas como “avance en la agenda 2030, profundización de la cooperación Sur-Sur, promoción de la conectividad y el comercio y mecanismos para erradicar la pobreza”. 

Peña Nieto estará también el Foro de Negocios de Brics junto a 800 líderes empresariales para discutir “oportunidades de inversión y comercio”, según difundió su gobierno. Finalmente, viajará a la ciudad de Hangzhou, donde visitará la compañía china Alibaba, el consorcio privado líder en comercio electrónico, que ya admitió su intención de desembarcar en México.


BRICS China México Temer

Agregar a Favoritos. En PC: CTRL+D | En Mac: ⌘+D