DEPORTES

Yo lo conozco, es un tal Orosco


La CAI de Comodoro ganó 3-2, se terminó quedando con el invicto más deseado, y sigue liderando la zona patagónica centro del Federal B. Olimpia Juniors ya es lejos, el mejor caletense en competencia.
10/09/2017 02:00

711

Apenas habían pasado 5’ cuando Claudio Lizarraga anticipó a todos y definió entrando libre por el segundo palo, sorprendiendo a Grasso y a todos. Casi no se habían terminado de acomodar las piezas cuando la visita golpeaba en frío con el 1-0. Pasaron más de 45 minutos para que se derrumbe el muro y la CAI acuse el primer grito en contra de la temporada.

Igual el puntero zafó rápido con la respuesta. El sanjuanino Brian Orosco ejecutó un tiro libre con pie completo al ángulo imposible para empatarlo a tiempo, 3 minutos después, y volver a dejar las cosas como al comienzo. Empate oportuno y partido que volvió a barajarse. La CAI se sintió cómodo en el juego y el traslado. Orosco fue el estratega y el dueño de las decisiones, hizo jugar y encontró siempre espacios fértiles. Marchant lo tuvo y también Pasquale en un rebote fortuito. Olimpia debió buscar variantes obligadas ante la salida por lesión de Diego Carrizo y se preocupó por sostener el control del mediocampo, ahí donde el local parecía hacer la diferencia. La CAI creció con la pelota en su poder, encontró señales en Delgado y Marchant y generó peligro con cada búsqueda del veloz Vargas.

En el complemento el Azzurro avisó tras un centro de Jofré que Pasquale cabeceó por encima del travesaño. Olimpia adoptó una postura más conservadora, resignó ataque y priorizó la custodia de su territorio. Lizarraga solo, aislado para la contra, complicó más de la cuenta: Montecino lo asistió y el punta superó a su marcador y por poco definió sobrevolando los 10’.

La pista izquierda descomprimió el tránsito de CAI. Mauro Jofré volvió a adelantarse, cedió para Brian Orosco quien nuevamente con un tiro abajo, mordido selló el segundo grito de la tarde. Olimpia nunca se resignó, puso a Nicolás Montecino mano a mano con el arquero y el 2-2 se materializó con un toque sobre la salida tardía de Grasso. Una mano en el área recién rompió el equilibrio. Vaquinsay recibió su segunda amarilla y Orosco terminó de convertirse en figura, convirtiendo seguro y arriba para asegurar el triunfo. Un 3-2 sufrido y pelota a domicilio para ganar y seguir mirando a todos desde arriba. Lo de Olimpia fue meritorio. Tiró abajo la resistencia defensiva y de contra, estuvo siempre listo para herir. Nadie le quitó la bocha al Diez. Y el tal Orosco tuvo su tarde soñada.#
 


CAI de Comodoro Rivadavia Federal B Olimpia Juniors