PAÍS & MUNDO

Trump anunció por Twitter que envía soldados a la frontera con México


El presidente de EEUU, Donald Trump, anunció hoy en Twitter que está "enviando soldados armados a la frontera" con México, luego de que militares del país vecino "sacaron recientemente armas de fuego contra nuestros soldados de la Guardia Nacional, probablemente como una táctica de distracción para contrabandistas de drogas en la frontera".
24/04/2019 09:56

572

 


    "Una caravana muy grande de más de 20.000 personas se inició en México. Se ha reducido en tamaño por México, pero sigue llegando. México debe detener el resto o nos veremos obligados a cerrar esa sección de la frontera y llamar al Ejército", apuntó Trump en Twitter.

   El mandatario escribió que soldados de México "recientemente sacaron armas" contra efectivos de la Guardia Nacional estadounidense, lo que, dijo, "probablemente" fue una táctica de distracción para los traficantes de drogas en la frontera.

   "¡Mejor que no vuelva a pasar! Ahora enviaremos a soldados armados a la frontera", aseguró el gobernante.
El incidente ocurrió el 13 de abril pasado en una zona remota de Texas donde la frontera no es clara, y donde dos soldados estadounidenses fueron confrontados por militares mexicanos que pensaron que los estadounidenses habían entrado a México, según informó ayer el Ejército estadounidense.

   La Cancillería mexicana confirmó hoy la información, incluyendo el hecho de que el episodio fue dentro de Estados Unidos, pero minimizó la situación, diciendo que "este tipo de incidentes es común" y que ambos países tienen una buena relación y comunicación.

   El presidente mexicano, Andrés Manuel López Obrador, prometió hoy durante una conferencia de prensa investigar el incidente y dijo que no se va a pelear con el gobierno de Trump.

   "No vamos a pelarnos con el gobierno de Estados Unidos. Lo más importante es que queremos una relación de respeto mutuo y cooperación para el desarrollo", señaló, citado por la agencia de noticias EFE.

   El número de indocumentados que cruzan la frontera de México con Estados Unidos ha crecido en los últimos meses hasta niveles récord en una década. La mayoría de los migrantes son familias o chicos no acompañados que huyen de la violencia política o criminal o de la pobreza en Guatemala, Honduras, Nicaragua y El Salvador.

   En febrero pasado, Trump declaró una "emergencia nacional" en la frontera sur, con el fin de conseguir financiación para extender un muro ya existente desde hace años en algunas partes de la frontera con México, pero que se ha mostrado inefectivo a la hora de detener a los inmigrantes ilegales. 

   La oposición demócrata lo acusa de haber fabricado una crisis en la frontera para poder cumplir su promesa de campaña de la construcción del muro y tener argumentos en favor de su reelección el año próximo, y dice que su decisión ignoró la autoridad del Congreso.

   La Patrulla Fronteriza de Estados Unidos anunció ayer que detuvo a más indocumentados en los primeros seis meses y medio del presente año fiscal (que empezó el 1 de octubre) que durante todo el año fiscal anterior.

   Al concluir la pasada semana, los agentes habían detenido desde octubre en la frontera sur de Estados Unidos a más de 414.000 inmigrantes, en comparación a los 396.579 detenidos entre octubre de 2017 y septiembre de 2018.

   Estados Unidos tiene desplegados ya a unos 6.000 militares en la frontera con México, entre soldados en activo y reservistas de la Guardia Nacional, como consecuencia de la voluntad de Trump de mostrar firmeza ante la llegada de varias caravanas de inmigrantes indocumentados el año pasado.

   Los soldados vigilan la valla fronteriza y ayudan a la Patrulla Fronteriza (CBP) en el transporte de suministros.

   A principios de mes, Trump cedió en su amago de clausurar la frontera con México, al afirmar que dará al país vecino un año para detener el flujo de drogas, o de lo contrario impondrá aranceles a sus automóviles antes de decidir si clausura la zona limítrofe.

   Al inicio del gobierno de López Obrador, en diciembre pasado, se empezaron a repartir visas humanitarias para todos los migrantes centroamericanos que cruzaban la frontera con Guatemala.

   Sin embargo, desde enero comenzaron las restricciones para los migrantes, y el gobierno mexicano los está intentando contener en el suroriental estado de Chiapas.
 

 


Donald Trump México Militares