PAÍS & MUNDO

"En un momento difícil del país deciden parar, nosotros no"


Macri dijo que mientras "en un momento difícil del país" algunos "deciden parar", tanto él y como María Eugenia Vidal, decidieron "arrancar trabajando" esta jornada, al recorrer las obras de rehabilitación y modernización de una planta potabilizadora en Punta Lara, partido bonerense de Ensenada.
30/04/2019 10:02

426

Acompañado por la gobernadora, Macri contó esta mañana que la planta no había recibido mantenimiento ni había sido renovada en sus seis décadas de existencia y cuestionó el paro que hoy llevan adelante algunos gremios.

"Elegimos este día otra vez arrancar trabajando, este día en el que otros, en un momento difícil del país, deciden parar. Nosotros no, estamos acá trabajando para construir ese futuro mejor para todos", dijo el Presidente en referencia al paro que hoy realizan el Frente Sindical para el Modelo Nacional, las dos CTA y el sindicalismo combativo.

En otro tramo de su exposición, consideró que en este momento del camino "sería muy fácil dar un giro hacia atrás, tomar los recursos que tenemos, gastarlos todos hoy y comprometer las futuras generaciones", pero sostuvo que no lo haría.

"O estar en cadena nacional y obligarlos a escucharme hablar todos los días lo que tengo para decirles, pero tampoco lo vamos a hacer", aclaró el jefe del Estado. "Sería muy fácil manejarnos solamente con los periodistas amigos y poner mucha propaganda de lo que hicimos para ver si los convencemos", dijo en esa línea.

"O ir con la gobernadora a inaugurar una obra que no se terminó para sacarnos una linda foto, pero eso no lo vamos a hacer, porque sería volver atrás y los argentinos hemos decidido no volver atrás", sostuvo el mandatario.

En cambio, opinó que "volver al pasado sería autodestruirnos, sería perder dos o tres generaciones más antes de volver a encontrar una oportunidad como la que el mundo nos está dando hoy".

Agregó, entonces, que "todos sabíamos que no era fácil superar 80 años de ocultamientos, de mentiras, de corrupción, de promesas incumplidas". Pero afirmó que "este es el momento de demostrar cuánto coraje y convicción tenemos".

En otro tramo de su discurso se refirió a la planta potabilizadora de Punta Lara, al señalar que "desde que se terminó nadie nunca más se acordó de ver cómo estaba", y agregó que su gestión la modernizó, tecnificó y amplió su capacidad.

"No es un relato, no es un cuentito, esto es de verdad", dijo Macri al señalar las fotos tomadas antes y después de las obras.

En ese sentido, reiteró que hoy "las licitaciones ahora son transparentes y las obras empiezan y terminan en fecha", al tiempo que aseguró que se están resolviendo los problemas de raíz, y eso demanda sacar "las raíces podridas" para hacer "nuevos cimientos".

La planta potabilizadora que se renovó había sido construida en 1955, y desde entonces no había recibido trabajos de mantenimiento ni actualización tecnológica.

La planta abastece de agua potable (que saca del Río de la Plata) a los vecinos de Berisso, Ensenada y gran parte de la ciudad de La Plata, como también a las industrias radicadas en el Polo Petroquímico.

Según se informó oficialmente, la empresa Aguas Bonaerenses Sociedad Anónima (ABSA) encaró la puesta en valor del establecimiento.

En la primera etapa se rehabilitó parte de la arquitectura edilicia (muy deteriorada y con riesgos de seguridad) y en la segunda, se trabajó en reemplazo de piping, bombas, cañerías, instalación eléctrica, un laboratorio y nueva sala de control y un centro de capacitación en innovación tecnológica de potabilización de agua.

La renovación incluyó la restauración de las estructuras de hormigón armado de toda la planta y hasta se hizo una limpieza manual de la cisterna de barros, que acumula sedimentos, con la participación de buzos tácticos.

Con una inversión de 1283 millones de pesos, el objetivo de las obras es alcanzar una capacidad mínima de 15.000 metros cúbicos/horas de agua potable, con calidad controlada y asegurada, superior a los 8000 que producía hasta ahora.


Huelgas Hugo Moyano Macri paro nacional