PLAY

PAÍS & MUNDO

Otro tiroteo en universidad de EEUU deja un muerto y tres heridos


Una pelea entre dos grupos de estudiantes de una universidad de Arizona, en el sur de Estados Unidos, degeneró hoy en un tiroteo en el que un estudiante de primer año mató a una persona e hirió a otras tres antes de ser detenido, informaron autoridades.
09/10/2015 13:31

El hecho ocurrió el mismo día en que el presidente del país, Barack Obama, tiene previsto visitar una ciudad del estado de Oregon para reunirse con familiares de nueve personas muertas a tiros por un joven dentro de otra universidad, la semana pasada.

Luego de aquella matanza a tiros, que se suma a una larguísima lista de episodios similares registrados en Estados Unidos, Obama denunció que estos ataques se han vuelto "rutina" y volvió a pedir una ley que establezca mayores controles para la adquisición de armas.

El nuevo tiroteo ocurrió en un playón de estacionamiento dentro del campus de la Northen Arizona University, en la ciudad de Flagstaff, en el centro-norte de Arizona, en horas de la madrugada luego de que dos grupos de estudiantes se enfrentaran a golpes durante la noche, dijo el jefe de policía encargado de la institución.

En declaraciones a la prensa, el oficial, Gregory Fowler, identificó al atacante como Steven Jones, de 18 años, y dijo que usó un arma de puño y que fue detenido, informó la cadena CNN.

El vocero de la universidad, Eric Dieterle, dijo que los heridos fueron tratados en el centro médico de esa ciudad, cerca del campus de la institución, pero dijo desconocer su estado de salud, informó la cadena Fox News.

Dieterle precisó que el tiroteo se produjo en las inmediaciones de Mountain View Hall, una residencia de estudiantes situada en el extremo este del campus y cerca de un estadio de fútbol de la ciudad de 65.000 habitantes.

Agregó además que el incidente tuvo lugar alrededor de la 1.20.

Horas después del ataque, mediante su cuenta oficial de Twitter, la universidad señaló que la situación era "estable" y que el campus no fue cerrado, aunque aconsejó a los estudiantes permanecer dentro del mismo.

Otro dato aportado por las autoridades universitarias es que esa zona del campus universitario alberga en gran parte a estudiantes de origen griego, aunque no se brindaron más precisiones, informaron las agencias de noticias DPA y ANSA.

El último de los hechos de similares características tuvo lugar el 1 de este mes, cuando un joven de 26 años mató a tiros a nueve personas en la universidad de Umpqua Community College, en el estado de Oregon, en el noroeste del país, antes de suicidarse tras haber sido herido por la policía.

El autor fue identificado como Chris Harper Mercer, un joven que tenía problemas mentales y que estaba fascinado con las armas. La policía recuperó 14 armas de fuego suyas, incluidas seis encontradas en el lugar del tiroteo.

Hoy, Obama es esperado en Roseburg para reunirse con familiares de las víctimas -ocho alumnos y una docente-, en una visita que no es bien recibida por todo el mundo en esta localidad conservadora.

El padre de una de las chicas que fue baleada en la espalda y que sobrevivió haciéndose la muerta dijo a la cadena Fox News que había declinado la invitación del presidente, acusándole de politizar la tragedia.

La matanza de Umpqua reavivó el debate sobre el control de armas en Estados Unidos. Obama urgió al Congreso a endurecer la legislación sobre la tenencia de armas.

Ayer, el oficialismo demócrata del Senado presentó una lista de principios para el control de armas con la que esperan sentar las bases de una nueva legislación sobre el problema.

La propuesta incluye la imposición de controles de antecedentes para la venta de armas en Internet y en ferias, la expansión de la base de datos de compradores y la aplicación de medidas estrictas contra el mercado ilegal de armamento.

Obama dijo en varias ocasiones que su mayor frustración como mandatario ha sido el fracaso de sus esfuerzos por ampliar el control de armas en el país.

En 2013, tras la matanza en la escuela Sandy Hook de Newtown, en el estado de Connecticut, donde murieron 20 niños y 6 mujeres, el Congreso debatió un conjunto de medidas para un mayor control de armas.

No obstante, los legisladores ni siquiera aprobaron la medida que generaba más consenso: un sistema de verificación de antecedentes para impedir que las armas llegaran a los criminales o a las personas con problemas de salud mental.


831

tag EE.UU. Tiroteos Universidades
Agregar a Favoritos. En PC: CTRL+D | En Mac: ⌘+D