PLAY

DEPORTES

Lo hicieron por “Lalo”


Germinal se consagró bicampeón de la Liga del Valle, al vencer en la final a Moreno por 4 a 3. Tras un partidazo, que además tuvo un expulsado por lado, el “Verde” se quedó con el torneo “Lalo Manriquez”. Al final la violencia empañó la fiesta.
23/12/2015 02:00

Germinal es bicampeón. El equipo de Pedro Bravo cerró el 2015 con absoluta autonomía. La final frente a Juan José Moreno brilló en lo futbolístico y así se vio reflejado en el resultado: 4 a 3 en un juego lleno de vaivenes y emociones. Imposible solventar la eliminación sufrida en el Federal B, no obstante, como lo expresó su DT Pedro Bravo una vez finalizado el encuentro, este campeonato es un mimo al alma para el hincha y los jugadores. Con las banderas en homenaje a “Lalo” flameando en los alambrados, comenzó la definición en cancha de Huracán de Trelew. Todas las expectativas de la final, que se hizo esperar luego de prórrogas y cambios de escenario, se capitalizaron cuando Germinal marcó el primer gol en al minuto de juego. Un tiro libre ejecutado por Garino en tres cuartos de cancha habilitó a Neculhueque por la izquierda, que envenenó el área con un centro al segundo palo. Atrás de todos apareció Demol, haciendo efectivo el envío y mandando a la red la primera pelota del partido. Poco a poco, los madrynenses fueron ganando profundidad y dos veces hizo zozobrar la defensa del “Verde”: primero con un córner que casi se mete olímpico y luego con un tiro libre en forma de centro que se fue besando el poste más lejano de Gallardo. A los 37’, una triangulación hermosa entre Garino, el “Tochi” y Martiniano acabó con el disparo del “9” que fue desviado al córner por Krebs. Desde ese mismo tiro de esquina vendría el segundo gol. Garino ejecutó del vértice, en un lanzamiento que amenazó el primer palo de Krebs, pero la pelota viajó sin escalas hasta el segundo poste, donde el capitán Walter Dencor, vestido de héroe, se arrojó al piso para empujar el balón a la red. Germinal ganaba cómodo, ejerciendo dominio. Un penal a favor del “Verde” sancionado al minuto 43’, por una mano de Aciar en el área, parecía dar por finiquitada la ilusión “Naranja”. Pero Neculhueque, el encargado, la colgó sobre el travesaño con un violento disparo. Luego de eso, sobre los 45’, Viluron vería la roja por un codazo sobre Salinas.

El primer tiempo tuvo todos los condimentos de una final. Con el hombre menos y el 2-0, quedó la imagen de un partido sin equivalencias. Pero fue todo un engaño, porque aún Moreno tenía un as bajo la manga. Ese ancho de espadas se llamó Agustín Segundo. El delantero brilló como nadie en el inicio del complemento. A los 7’, Segundo la tomó tras el círculo central y corrió con la lanza, se deshizo de Demol, llegó al fondo y definió al primer palo. Un gol de toda la cancha, digno de un equipo con pretensiones. El propio Segundo elaboró la maniobra del empate, a los 13’, con un centro que Mella concretó con una chilena. Otro golazo de manufactura “Naranja”, que iba por más. Y a los 16’, un penal sobre Mella acabó dentro de la red por el propio goleador. Fue una remontada memorable, aunque duró poco. No hubo tiempo para festejos: a los 17, Neculhueque volvió a marcar la paridad, y a los 24’ el recién ingresado Rodrigo Biss, premio a la oportunidad, le rompió el arco a Krebs e hizo estallar las gargantas germinalistas. El resto fue un fútbol de búsquedas constantes. Estuvo más cerca Germinal del quinto que Moreno del empate. La gente del “Verde” gritó bicampeón, y algunos aseguran que un grito cayó desde el cielo…


1.584

Germinal de Rawson Liga del Valle

Agregar a Favoritos. En PC: CTRL+D | En Mac: ⌘+D