PROVINCIA

Puerto Madryn: algo huele mal


La CAPIP denunció a marineros en el Juzgado Federal de Rawson por las pérdidas que ocasionó el corte de la ruta 3.
13/12/2014 02:00

2.200

La Cámara Argentina Patagónica de Industrias Pesqueras (CAPIP) presentó una denuncia en el Juzgado Federal de Rawson contra los marineros que la tarde del miércoles y buena parte del jueves, bloquearon el paso de camiones con langostino para procesar en las plantas pesqueras de Puerto Madryn.

El presidente de la entidad, Damián Santos, dijo que las empresas que tenían materia prima en tránsito “sufrimos cuantiosas pérdidas por el deterioro de la mercadería, por el calor que hacía, sumado a que en algún momento obligaron a que se apagaran los equipos de frío de los camiones y eso estuvo en la ruta casi 24 horas, cuando ya en ese tiempo el proceso debería haber sido terminado, ya congelado y todo”.

En cuanto a las pérdidas sufridas, Santos dijo que “cada uno está haciendo sus números para cuantificarlo, pero cada camión que tiene langostino a bordo hoy está en el orden de los 300 mil pesos en materia prima, cualquier daño por menor que hoy lo cuantifiquen está en el 50% de esa pérdida seguramente”.

Agregó que mucha mercadería “se tuvo que mandar a cola, perdiendo la mitad de su valor, o para pelar, o en muchos casos algunos cajones directamente para decomisar; una situación parecida a la que vivimos el 2 de diciembre con el paro por la estiba en Rawson, o sea que en 15 días o en menos de diciembre ya llevamos dos pérdidas de este tipo”.

La denuncia

El titular de CAPIP confirmó la denuncia “en el Juzgado Federal de Rawson, donde corresponde hacer lo que entendemos es un delito federal como es el corte de una ruta”. Explicó que como entidad “tenemos la obligación de plantear la denuncia porque primero es un delito que consideramos grave como cortar una ruta nacional; segundohan tenido detenida materia prima que es propiedad privada nuestra; tercero, han dejado a mucha gente sin trabajar, que gana salarios mucho más bajos que los que gana la gente que estaba en el corte, y la han dejado sin la posibilidad del trabajo, tanto en resguardo de los bienes de la empresa como de los empleados que vienen a trabajar todos los días, tenemos la obligación de realizar la denuncia”.

Convocatoria a audiencia

En cuanto a la convocatoria a una audiencia que debía cumplirse ayer a primera hora pero que no ocurrió, Santos afirmó: “No entendemos que esto sea un conflicto laboral, porque tenemos diálogo permanente con el sindicato a nivel nacional, que representa a cada marinero; los pedidos del sindicato son todos los días, porque todos los días piden algo, no es que duermen la siesta o algo, sino que siempre están pidiendo algo, lo que pasa es que atienden un poco cuando nosotros hacemos algún planteo”.

El empresario afirmó que en ese contexto “entendemos que esto no es un conflicto laboral, porque gente sin haberlo anunciado, sin ninguna representatividad, sin nada, corta una ruta y echa a perder alimento que es lo más grave de todo, así que nos parece que no tiene nada que ver con un conflicto laboral, tiene que haber otras cosas en el medio”.

“Lo que nosotros planteamos ante esta situación es que nosotros vamos a seguir negociando por los carriles que nos marcan las leyes laborales, sindicales y que siempre estuvimos dispuestos a negociar, pero que entendemos que no es el ámbito ni con quien nosotros tenemos que sentarnos a negociar”.

El titular de CAPIP reiteró que el Sindicato Obreros Marítimos Unidos (SOMU) “es la entidad que representa a los marineros que nosotros tenemos trabajando en cada una de las empresas que se aglutinan en la Cámara”.

Contó que ya habían dado cuenta “ante las gestiones que se hicieron que nosotros si había algún tipo de audiencia y asistía el SOMU, con la representatividad legal que le corresponde, nosotros íbamos a asistir, y si el SOMU no asistía nosotros no íbamos a asistir”.

“Nosotros creemos que no tenemos que negociar con gente que no tiene la representatividad, porque si no, lo primero que estaríamos haciendo es no cumplir con lo que la ley nos manda, que es negociar con las organizaciones que tienen representatividad; y segundo, que estaríamos dándole entidad a gente que ayer (por el jueves) nos causó mucho perjuicio”.


CAPIP denunció langostino marineros