SOCIEDAD

Trelew: peritos del Caso Nisman para verificar la celda en la que murió Mauro Castaño

Son de la Policía Federal y arribaron este miércoles para realizar peritajes en la Comisaría Primera, en donde el 7 de febrero pasado se quemó el joven que estaba detenido por una contravensión, que falleció días después en el Hospital.

04/03/2015 09:36

Foto: Daniel Feldman / Jornada

2.830

Peritos de la Policía Federal Argentina que trabajan actualmente en el Caso Nisman, arribaron este miércoles a Trelew para realizar peritajes en la celda de la Comisaría Primera en la que el 7 de febrero pasado se quemó el joven Mauro Castaño, que pocos días después falleciera en el Hospital tras agonizar debido a las graves quemaduras sufridas.

Los especialistas, que fueron acompañados por la fiscal general Silvia Pereira y el funcionario de fiscalía Lucas Kioltsch, son el inspector Andrés Bruzzese, licenciado en Criminalística, perito en balística y técnico superior en investigaciones federales; el inspector Julio César Acuña, médico legalista; el subinspector Ricardo Gabriel Pisoli, técnico universitario en balística y armas portátiles, perito en balística y técnico superior en investigaciones policiales; y el auxiliar Adolfo Miguel Mera, especialista en 3D, fotógrafo e imágenes.

Las pericias llevadas adelante por estos profesionales tienden a determinar la mecánica del hecho, la realización de informe planímetro, el relevamiento del lugar, determinación sobre la presencia de acelerantes de fuego y de residuos, factibilidad de la altura del supuesto sindicado que originó el incendio en relación a la abertura del lugar y el pase de elementos que iniciaran la combustión.

Además, se dedicaron a inspeccionar la cámara ubicada en el área de descanso del personal policial, estableciéndose marca, modelo y ángulo de visión, además de todo otro dato que a juicio de los peritos resulten de interés a la causa.

Completando el grupo de peritos, estuvieron también los integrantes de la unidad de siniestros, principales Luis María Díaz y Leonardo Javier Crugley, quienes además de participar en las tareas mencionadas, intentarán establecer por comparación de ensayo de resistencia de la fracción de colchón hallada en el lugar del hecho y de un colchón de similares características.

En la Seccional Primera, los integrantes de la fuerza federal contaron con el acompañamiento y colaboración de las autoridades y personal de la Unidad Regional Trelew y de la propia comisaría.

El hecho ocurrió el 7 de febrero de este año, cuando Castaño, de 26 años, había sido detenido por una contravención, siendo alojado en un calabozo donde por causas que se tratan de establecer se desató un incendio, muriendo el joven diez días después, determinando la autopsia que se trata de una muerte violenta, y como tal se efectúan las investigaciones.

Castaño tenía 25 años, eratrabajador portuario y boxeador, y había sido detenido por estar en presunto estado de ebriedad en un boliche, y luego sufrió graves quemaduras en el calabozo de la comisaría. Los familiares sospechan que las llamas fueron provocadas y responsabilizan a los policías que aquella noche cumplíoan tareas en la Seccional Primera.



Foto: Daniel Feldman / Jornada