SOCIEDAD

Detuvieron en Brasil a un abogado de Río Negro acusado de asesinar a su socio


Se trata de Ottavio Gigli, a quien buscaba Interpol por la muerte de Guillermo Martínez, ocurrida en agosto del año pasado en General Roca.
04/04/2016 19:29
1.668

El pasado viernes 1 de abril, en la ciudad de Foz do Iguazú, se produjo la detención de Ottavio Gigli por parte de la policía brasileña en virtud de que el nombrado tendría documento de identidad falsificado, de lo que se dio inmediato aviso telefónico a Interpol Argentina una vez corroborada la identidad del detenido.



Esa repartición fue la que informó al titular del juzgado interviniente, Maximiliano Camarda. Siempre telefónicamente, se hizo saber a Interpol Argentina que por el momento Gigli se encuentra detenido en virtud de un delito cometido en Brasil.



Resta por el momento que la justicia del vecino país se expida respecto del pedido de captura internacional librado en la causa donde se investiga el homicidio de Guillermo Martínez, para formalizar así la detención de Gigli en el marco de dicha causa. Esto permitiría a Camarda iniciar los trámites para solicitar la extradición del imputado, desde Brasil a nuestro país.



Martínez (53), exdirector de Rentas de Roca, era uno de los amigos que había cosechado Gigli en los últimos 20 años, desde que se mudó al país. Compartían viajes y el gusto por los autos y las motos. Gigli era abogado pero no ejercía, ya que contaba con un buen pasar. Tiene propiedades en Argentina y en Florencia, Italia, y amistades en Punta del Este, Brasil y Londres, por lo que los investigadores no descartaban que haya huido a cualquiera de estos lugares.



A las 22 del lunes 31 de agosto del año pasado se los vio entrar juntos al departamento de Gigli, donde fue encontrado el cadáver de Martínez el martes 1 de septiembre, herido de siete puñaladas en el pecho con un cuchillo de cocina. Sobre la mesa, restos de una noche de whisky y cocaína.



Tras escapar, se sabe que Gigli estuvo en Buenos Aires, donde participó de una o varias reuniones y se cree que viajó hacia la provincia en su camioneta Toyota Hilux, junto a su hijo de 18 años.



Según "fuentes directas de la pesquisa" confirmaron que el mismo día del crimen, fueron retirados 5.000 pesos de su cuenta bancaria, desde el cajero automático de una sucursal del Banco Francés de Roca.



A pesar de que desde entonces, sus cuentas declaradas en la Argentina, no registraron más movimientos, el móvil económico es el que más seduce a los investigadores. Según algunos testimonios, Gigli habría tenido una deuda de varios miles de pesos con Martínez.



(Fuente: Diario Río Negro)