SOCIEDAD

Condenaron a 25 miembros de una banda narco que operaba en Chubut


Vendían cocaína de máxima pureza en el Valle Inferior. El operativo se llamó “Verano Blanco” y fue en 2013.
26/04/2017 02:00

11.239

Por Rolando Tobarez  /  Twitter: @rtobarez

Se llamó “Verano Blanco”: una red de narcotráfico que operaba en Río Cuarto, Buenos Aires y el Valle Inferior del Río Chubut. Fue desmantelada en enero de 2013, en un megaoperativo judicial. La manejaba un sujeto preso en un penal del interior de Córdoba, que coordinaba precios, cantidades y lugares de entrega.
En un fallo histórico, ayer el Tribunal Oral Federal de Comodoro Rivadavia condenó a 25 personas: chubutenses, cordobeses y bolivianos. Se trata del castigo más grande por drogas que hayan dictado jueces en Chubut. Varios son reincidentes y viejos conocidos del delito por sus vínculos incluso con la prostitución.
Las penas van de dos a nueve años de prisión, por delitos de comercio, producción y transporte de estupefacientes, además de confabulación.
La cocaína y la marihuana se vendían en casas particulares, muy cerca de escuelas y hasta en el Hospital Zonal de Trelew. El menudeo llegaba a Rawson, Gaiman y Puerto Madryn. Hasta se usaban menores, lo que complicó a los condenados.
Todo empezó con dos llamados anónimos a la Policía Federal que “mandaron al frente” a un involucrado con nombre, teléfono y dirección. La pesquisa y los operativos abarcaron cuatro distritos, más de 200 policías y nueve meses de trabajo policial.
En enero de 2013 se secuestraron unos 72 kilos de cocaína de máxima pureza, cantidad equivalente a 2.100.000 pesos. Eran 6.700 tizas que viajaban en coche desde territorio bonaerense al cordobés. Los detectaron cerca de Pergamino y los detenidos simulaban ser turistas.
Hubo 35 allanamientos en Buenos Aires, Lomas de Zamora, Córdoba y Chubut, ocho vehículos y cinco armas secuestradas y 50.000 pesos en efectivo incautados. El total de los secuestros rozó los cinco millones de pesos. Se intervinieron más de 50 teléfonos. Hasta se encontró una “cocina” en Lomas de Zamora, para estirar la droga.
El estupefaciente ingresaba vía terrestre desde Bolivia y Paraguay. En muchos casos en forma de pasta base que después se purificaba para transformarla en clorhidrato de cocaína.
Los nombres

Según el fallo, Johanny Mercedes García Moreno, alias “La Prima”, fue condenada a nueve años de prisión por el delito de preparación y transporte de estupefacientes. Pagará una multa de 15.000 pesos.
Diego Ricardo Rodríguez Callerio fue sentenciado por comercio doblemente agravado por haber sido cometido en el interior de un lugar de detención y con la intervención de tres o más personas en forma organizada a 8 años y 6 meses de prisión y una multa de $15.000. Fue declarado reincidente por tercera vez. Es el preso que manejaba la red.
Mario Eduardo Rain fue condenado a 8 años por comercio de estupefacientes agravado por haber sido cometido sirviéndose de un menor. Pagará una multa de $ 4.000.
Jorge Gabriel Castillo, reincidente, fue condenado a 7  años de prisión y una multa de 8 mil pesos.
También recibió siete años de prisión por el mismo delito Claudio Daniel Pereyra, en su caso agravado por haberlo  cometido con la intervención de tres o más personas en forma organizada. Pagará una multa de diez mil pesos. El mismo castigo que para Claudio Hernán Ricardo “El Hombrecito” Rodríguez, quien pagará una multa de $6.000.
Francisco Alejandro Cuello también fue considerado culpable de comercio agravado por haber sido cometido con la intervención de tres o más personas. Irá a la cárcel durante 6 años y pagará una multa de $ 6.000.
Fabián Horacio “El Pelado” Basílico fue sentenciado a seis años y 6 meses de prisión, y una multa de 7 mil pesos. La misma pena recayó sobre María Noel Cuello, aunque agravada por haber comerciado droga con la intervención de tres o más personas organizadas. Su multa será de $7.500.
También por comercio fue condenada Miriam Marisel “La Sopa” Rodríguez. Su caso se agrava por haber cometido el delito con la intervención de tres o más personas organizadas: purgará seis años y 3 meses de prisión y pagará una multa de $ 7.000.
También por comercio fue condenado Manuel Humberto Lanas a seis años de prisión y una multa de $5.500. Héctor Rubén Palleres, por su parte, también fue declarado culpable aunque en su caso con el agravante de haber sido cometido en el interior de un centro asistencial: tendrá 6 años de prisión y una multa de 6.500 pesos.
El resto

Gustavo Pugh, también por comercio, fue sentenciado a cinco años de prisión y una multa de $5.500. Y Tito Adrián “El Oso” Pajón fue sentenciado a 4 años y 6 meses de prisión, con una multa de $4.000.
El mismo delito para Julio Víctor Villagrán, sentenciado a cuatro años de prisión y multa de $ 4.000. También por comercio, Paola Yanina Cerrula fue castigada con 4 años de prisión y una multa de $5.000.
También por comercio, David Hernán Dumond, Julio Otero, Rubén Oscar “Mandarina” Hernández y Brian Leandro “El Pájaro” Mircevitch, fueron sentenciados a cuatro años de prisión y multa de $ 4.000. A Mircevitch también le dicen “Dengue”.
Agostina Bonicatto fue sancionada con 3 años de prisión en suspenso y multa de $3.500. Si cumple los requisitos de ley podrá seguir con sus estudios universitarios.
Por el mismo delito, Emir Williams fue sancionado con 2 años de prisión en suspenso y una multa de $ 500.
Por confabulación, fue hallado culpable Damián Alfredo “El Galenso” Zapata. Tendrá 2 años de prisión en suspenso y una multa de 500 pesos. Por el mismo delito fueron condenados Cristian Ricardo Rivera –también reincidente- a 3 años de prisión y una multa de 4 mil pesos, y Mauro Raúl Navarro: recibió dos años de prisión en suspenso y una multa de dos mil pesos.#

 


banda narco condena miembros Verano blanco