DEPORTES

La “Banda” cerró su mejor temporada


Guillermo Brown cerró la temporada con 75 puntos tras 46 fechas (44 jugados) y ahora debe rearmarse para jugar el próximo torneo, en el que comienza con un alto promedio que lo ubica en el tercer lugar. En las próximas horas habrá novedades sobre el plantel y cuerpo técnico.
01/08/2017 02:00

685

Guillermo Brown terminó otra temporada en la Primera B Nacional, tercera consecutiva, y jugará a partir de setiembre próximo su quinto campeonato, tras su paso por la de 2011/12 cuando descendió al cabo de un año.

En esta, que comienza en 45 días, el equipo portuario partirá desde las posiciones de vanguardia en los promedios y a décimas de Santamarina de Tandil y Brown de Adrogué que son los mejores al cabo de la temporada que terminó y así arrancan la que viene.

Ese objetivo planteado a principios de temporada, primero con Gabriel Gómez como técnico y luego, a partir de la 6ta fecha, con Esmerado y Limia, se alcanzó cuando al torneo le restaban por jugar diez fechas y aunque el equipo ya estaba en zona de ascenso desde la jornada 11, ahí se tomó real dimensión que subir a primera no era inalcanzable para el conjunto madrynense.

En el sprint final el equipo dejó puntos en el camino, Chacarita los obtuvo y así llegaron a las dos último fechas cabeza a cabeza y con definición cerrada a la jornada 46, que fue la decisiva para determinar el segundo ascenso de categoría. Ahí Chacarita logró empatar pero Brown no pudo ganar y no hubo partido desempate. Los portuarios se quedaron con la ilusión a flor de piel y los “funebreros”, que sumaron más que los portuarios en las últimas fechas, alcanzaron el sueño de volver a la categoría superior tras 7 años.

Faltaron puntos esta rueda

Cuando se buscan atenuantes para justificar los resultados, o en este caso, el por qué no del ascenso, lo primero que surge como dato es que Guillermo Brown obtuvo 9 puntos menos en la segunda rueda respecto a la primera. En la primera mitad de campeonato el equipo de Esmerado había cosechado 42 puntos y en la segundo hizo 33. Ahí está el primer dato relevante de la campaña del conjunto de la ciudad de Puerto Madryn, que de todas maneras cerró una temporada brillante.

Recta final floja

En la segunda mitad del torneo, en las primeras 7 fechas (21 puntos), Guillermo Brown sumó 11 unidades y en los últimos 21 puntos reunió apenas 10. Ahí, en esa racha de principio y final de torneo, están las explicaciones que pueden buscarse para hablar de lo que le faltó al equipo para dar el salto.

En esa racha, en condición de local de los últimos 11 juegos el conjunto portuario ganó 5 y empató 6. Es decir, recaudó 21 sobre 33 posibles. En el medio, obviamente, hay muchos otros atenuantes que van desde los extenuantes viajes a las interrupciones que sufrió el certamen, pero concretamente el equipo de la ciudad de Puerto Madryn no pudo repetir los números que lo transformaron en el mejor equipo durante buena parte de la temporada y hasta faltando tres fechas en posición de escolta de Argentinos, que consiguió ascender varias jornadas antes del final.

¿Vuelven caras viejas?

La continuidad del cuerpo técnico no parece sencilla. En la charla post partido ante Boca Unidos ninguno hizo mención a la posibilidad de extender vínculo, con lo cual la salida de Gastón Esmerado y el resto de los integrantes del CT parecen ser cosa juzgada, aunque la posibilidad no hay que cerrarla hasta que los mismos traspasen el portón de acceso al club. Se rumoreaba en los pasillos del estadio Raúl Conti sobre el posible retorno de Ricardo Pancaldo, si es que no había acuerdo para que Esmerado y Cía. sigan una temporada más. El DT santafesino dirigió el torneo de transición de 2016 y cosechó 30 puntos realizando una muy buena campaña pero decidió alejarse de la institución por cuestiones familiares. También, en el abanico de nombres que podrían barajarse si no sigue Esmerado, suenan los de siempre. Medero, Trotta y algunos otros asoman cada vez que hay que cambiar de conductor.


B Nacional Guillermo Brown de Madryn