PROVINCIA

Pidieron prudencia : la familia del artesano espera la identificación


Sergio Maldonado reclamó no difundir imágenes. La querellante aseguró que hay un gendarme imputado y que el cuerpo “pudo ser plantado”.
19/10/2017 02:00

1.011

Una concurrida conferencia de prensa se desarrolló anoche en la sede céntrica de la Universidad Nacional de la Patagonia “San Juan Bosco” Sede Esquel, en la que la familia de Santiago Maldonado, junto a la abogada Verónica Heredia y los peritos Alejandro Inchaúrregui (perito de parte), y el médico Escoriaolano, del Comité contra la Tortura de Naciones Unidas, dieron detalles de los acontecimientos acaecidos desde el martes al mediodía, con el hallazgo de un cuerpo en río Chubut.

Pidieron prudencia y respeto por el dolor de la familia, y manifestaron sentirse molestos por las conjeturas que se han vertido por los distintos medios en las últimas horas en torno al caso, como también reprocharon la viralización de imágenes inapropiadas.

Los peritos fueron muy cautos al explicar el procedimiento que se llevó a cabo el martes cuando fueron convocados al lugar del hallazgo, y al igual que Sergio Maldonado, Andrea Antico y Heredia, aseguraron que aún no se ha peritado el cuerpo y que el mismo por ende no está identificado.

Sergio sostuvo que no han hecho aún un reconocimiento del cadáver, por lo que nada lo hace decir por el momento que se trata de su hermano Santiago, más allá de algunos elementos.

La abogada puso el acento en el porqué se hizo un cuarto rastrillaje en el mismo lugar y recién el martes apareció el cuerpo. Como dato indicó que está imputado el gendarme Emanuel Echazú, que se presentó de manera espontánea.

Heredia endilgó la desaparición forzada de Santiago a las fuerzas del Estado y preguntada si considera que hubo connivencia del juez federal Guido Otranto, que inició la causa, con esas fuerzas, señaló que al magistrado desde un principio le pidieron la unificación de las causas, o sea el despeje de la ruta 40 y la desaparición de Santiago en el Pu Lof Cushamen el 1º de agosto.

Hicieron hincapié en la cadena de custodia del cuerpo que sería trasladado anoche en un avión de Prefectura desde el aeropuerto de Esquel a Buenos Aires, para ser sometido a la autopsia en la morgue de la Corte Suprema de Justicia de la Nación, por razones técnicas en relación a la morgue de Esquel que, por ejemplo, no tiene aparatología para rayos X.

Cuestionaron el accionar tanto de Guido Otranto como de la fiscal federal Silvina Ávila, que no estuvieron a la altura de las circunstancias, e insistieron en que esperarán las pericias exhaustivas para conocer la identidad del cuerpo hallado, con el interrogante reiterado del motivo por el cual apareció en ese sitio el cadáver, cuando se hicieron tres rastrillajes anteriores del río Chubut con cientos de hombres.

Pedido de autopsia

En otro orden, la Fiscalía Federal de Esquel formalizó pedido de autopsia. En este sentido difundió un nuevo comunicado, en el que reiteró que el día martes en horas del mediodía, se halló un cuerpo sin vida en el río Chubut, aproximadamente a 300 metros río arriba desde el epicentro del conflicto que se desarrolló el día 1° de agosto pasado.

“Como se informó oportunamente –acotó-, la medida fue impulsada por esta Fiscalía Federal, con la asistencia técnica del Equipo de Antropología Forense, que se encuentra colaborando en la tramitación del expediente desde los inicios del mismo”. En tanto ayer “se ha propuesto en el expediente FRC 8232/2017 caratulado “N.N. s/desaparición forzada de personas”, que se ordene una autopsia en los términos del art. 264 del CPPN. Se solicitó que en la medida participen todas las partes que integran la causa penal; las cinco querellas y el único imputado que se presentó en la causa.

Este último extremo, explicó la Fiscalía a cargo de Silvina Ávila, responde a que “de realizarse sin la participación de todas las partes que integran esta causa penal, podríamos encontrarnos ante la posibilidad de que se deba ordenar una nueva medida como la que se propuso, con el desgaste, incertidumbre y sufrimiento que ello implicaría a los familiares de la víctima, sin soslayar las posibles impugnaciones o cuestionamientos que una medida de tal envergadura, podría acarrear si no se respetan las normas procesales del derecho interno”.

Por ello, se remitió la causa penal al Juzgado Federal a los fines de que, de entenderlo el juez federal pertinente –Gustavo Lleral-, se ordene el traslado al Cuerpo Médico Forense dependiente de la Corte Suprema de Justicia de la Nación, a los fines de que se lleve adelante la autopsia del cadáver.

Puntualizó el comunicado que “esta parte, propuso la participación en todo el proceso del Equipo Argentino de Antropología Forense, a los fines de resguardar la cadena de custodia, y reasegurar las medidas”.

Como dice la ONU

Respecto de los puntos de pericia, se requirió que se cumplan con los puntos previstos en el Protocolo de Minnesota, “Protocolo Modelo para la Investigación legal de Ejecuciones Extralegales, Arbitrarias y Sumarias” de la ONU.

“Esta Fiscalía Federal destaca la importante colaboración prestada por la Procuraduría de Violencia Institucional en el desarrollo de la investigación, así como de la Unidad Fiscal Especializada en Ciberdelincuencia; la Dirección de Orientación a la Víctima y la Dirección General de Cooperación Regional e Internacional, todos equipos técnicos de la Procuración General de la Nación”, concluyó el informe difundido oficialmente.


familia gendarme imputado Maldonado pericias prudencia