PAÍS & MUNDO

Líderes del todo el mundo condenaron el ataque en Nueva York


Varios gobiernos y líderes políticos y religiosos en todo el mundo condenaron hoy el ataque perpetrado ayer en el centro de Nueva York que dejó 8 muertos, entre ellos cinco argentinos y una mujer belga, en una serie de comunicados y mensajes en Twitter en los que se solidarizaron con las víctimas y pidieron una mayor coordinación internacional para la lucha contra "todas las formas de terrorismo".
01/11/2017 10:00

653


"Expresamos nuestras condolencias a las víctimas y nuestra simpatía con las familias que han perdido a sus seres queridos", dijo hoy en rueda de prensa la vocera de la cancillería china, Hua Chunying.

"Hemos tomado nota de que el alcalde de Nueva York ha calificado este hecho de ataque terrorista, y en este sentido China se opone a todas las formas de terrorismo y aboga por una mayor cooperación internacional para luchar contra él", subrayó Hua, según informaron las agencias de noticias EFE y DPA.

El gobierno alemán, en tanto, expresó su pésame y apoyo a Washington a través del ministro de Relaciones Exteriores, Sigmar Gabriel, para quien "la lucha contra el terrorismo nos atañe a todos", según dijo en una nota oficial enviada al gobierno estadounidense, en la que subraya que "este acto no puede acabar con el modo de vida en libertad y en una sociedad abierta de los neoyorquinos".

La primera ministra británica, Theresa May, por su parte, dijo en un mensaje en su perfil de Twitter que se siente "indignada con este ataque cobarde" y que sus pensamientos "están con los afectados".

El presidente de Francia, Emmanuel Macron, en tanto, expresó la "empatía y solidaridad de Francia con Nueva York y Estados Unidos" y subrayó que la "lucha por la libertad nos une más que nunca", en línea con el presidente de España, Mariano Rajoy, para quien "en estos difíciles momentos en Manhattan, nos sentimos cerca del pueblo norteamericano".

Más puntual fue, también desde Francia, el primer ministro, Edouard Philippe, quien evaluó que hechos como el de ayer muestran que "el nivel de amenaza es alta en todas partes".

El presidente colombiano, Juan Manuel Santos, condenó el atentando y pidió "unidad contra el terrorismo" en una rueda de prensa en Kansas, donde será investido doctor "honoris causa".

El papa Francisco, a su turno, expresó hoy su "profundo dolor" en su mensaje tras el rezo del Ángelus ante la plaza de San Pedro.
"Queridos hermanos y hermanas, estoy profundamente dolorido por los atentados terroristas de estos últimos días en Somalia, Afganistán y el de ayer en Nueva York", dijo desde la ventana del Palacio Apostólico, el día de la Solemnidad de Todos los Santos.

"Pidamos al Señor para que convierta los corazones de los terroristas y libere el mundo del odio y de la locura homicida que abusa del nombre de Dios para propagar muerte", afirmó.

El Gobierno iraní también condenó el atentado, a través del portavoz de la cancillería, Bahram Qasemi, quien expresó en un comunicado sus condolencias a los familiares de las víctimas y señaló que "matar a ciudadanos inocentes e indefensos en las calles y lugares públicos refleja la brutalidad de los grupos terroristas".

En la misma nota, Qasemí denunció que Estados Unidos y sus aliados "crearon a grupos extremistas como el Estado Islámico (EI) y Al Qaeda para lograr sus objetivos e intereses de desestabilizar otros países".

"El origen del fenómeno siniestro, inhumano y cruel del terrorismo es la política y enfoque que tomaron en algunas etapas Estados Unidos y sus aliados en la región de Medio Oriente para crear y apoyar estos grupos".

El ataque se registró en el suroeste de la isla de Manhattan, donde un hombre -identificado como un inmigrante de Uzbekistán de 29 años- arrolló con su vehículo a varias personas que paseaban por el lugar.

El presidente uzbeko, Shabkat Mirziyoyev, expresó la disposición de su gobierno a colaborar en la investigación del ataque y "actuar con todas las fuerzas y todos los medios para colaborar en la investigación de ese atentado terrorista", señaló un comunicado del servicio de prensa presidencial.
El Departamento de Seguridad Nacional de Estados Unidos calificó el hecho como "aparente acto de terrorismo".


Atentados Nueva York