REL/RAW

5.4°
CRD

8.3°
PMY

5.4°
EQS

0.6°
sábado, 20 de julio de 2019

PAÍS & MUNDO

Rusia expulsa a 60 diplomáticos norteamericanos y cierra un consultado


Anunció la expulsión de 60 diplomáticos y el cierre del consulado en San Petersburgo en represalia por una decisión similar adoptada la semana pasada por Estados Unidos y más de una veintena de países, tras el envenenamiento de un doble espía ruso en el Reino Unido, del que Londres acusa a Moscú.
29/03/2018 15:30

1.956

La medida llegó horas después de que fuentes hospitalarias anunciaran que Yulia, de 33 años, ya no estaba en "situación critica".

“Yulia está respondiendo bien al tratamiento, aunque sigue precisando de cuidados médicos las 24 horas”, declaró la directora médica del Salisbury District Hospital, la doctora Christine Blanshard, y señaló que la mujer "está mejorando con rapidez".

En tanto, la condición del ex doble agente continúa siendo "crítica pero estable", agregó la misma fuente de la fundación del servicio público de Sanidad de Salisbury, ciudad donde Skripal y su hija fueron encontrados inconscientes en el banco de un parque el pasado 4 de marzo.

Las autoridades británicas culparon a Rusia por envenenarlos con un agente nervioso, y se lanzaron a una batalla diplomática con el respaldo de sus socios más potentes.

En una acción conjunta sin precedentes, Estados Unidos, la OTAN y 26 países, muchos de ellos de la Unión Europea, expulsaron a más de 150 diplomáticos rusos.

Rusia ya había advertido esta semana que la respuesta a esa acción sería proporcional.

Hoy, el ministro de Relaciones Exteriores ruso, Serguei Lavrov, anunció en una conferencia de prensa la expulsión de la misma cantidad de diplomáticos extranjeros de cada uno de esos países.

Al momento del anuncio a la prensa, el embajador estadounidense en Moscú, Jon Huntsman, se notificaba en la sede de la Cancillería rusa en Moscú, que 60 funcionarios de Estados Unidos serían expulsados, según explicó Lavrov a los periodistas.

El ministro agregó que Rusia también decidió ordenar el cierre del consulado de Estados Unidos en San Petersburgo, en respuesta al cierre del consulado ruso en Seatlle, anunciado esta semana.

En un comunicado, el ministerio de Relaciones Exteriores detalló que "sobre la base del principio de reciprocidad", 58 diplomáticos de la embajada de Estados Unidos en Moscú y dos del consulado en Ekaterimburgo fueron declaradas "persona non grata" y conminadas a abandonar el país antes del 5 de abril.

Según la información oficial, "el acuerdo para abrir el Consulado General de Estados Unidos en San Petersburgo fue revocado y los representantes estadounidenses deben abandonar el edificio administrativo otorgado para la misión antes del 31 de marzo".

La nota también advirtió que en caso de "nuevas medidas hostiles" en contra de Rusia, el Kremlin tomará medidas adicionales contra el personal y los bienes de la Embajada de los Estados Unidos y los consulados generales en Rusia.

"Rusia ha tomado un camino lamentable frente a nuestras medidas perfectamente justificadas", defendió la vocera del Departamento de Estado, Heather Nauert, durante una rueda de prensa en Washington.

"Rusia no tiene por qué actuar como una víctima (...). Las únicas víctimas aquí son las que en estos momentos se encuentran en el hospital", dijo Nauert, citada por la agencia de noticias EFE.

Lavorv defendió que las expulsiones siguieron a la "presión brutal" ejercida por Estados Unidos y el Reino Unido, que obligaron a sus aliados a "seguir el rumbo anti-ruso".

Sobre la salud de Yulia Skripal, que reside en Rusia pero se encontraba de visita en el Reino Unido al momento del ataque, Lavrov dijo que ahora que recuperó la conciencia intentarán contactarla por medio del consulado.

Sergei Skripal, de 66 años, era un doble agente de los servicios secretos rusos y británicos que fue descubierto y encarcelado en Rusia; pero años más tarde consiguió la libertad en un intercambio de espías y se fue a vivir a Salisbury, en el sur de Inglaterra.

Londres cree que él y su hija fueron envenenados con un agente nervioso desarrollado por Rusia en la época soviética, pero el gobierno ruso alertó ayer de que en un laboratorio secreto británico cercano a Salisbury se practicaron ensayos militares días antes del envenenamiento de los Skripal y apuntó directamente a las autoridades británicas.

Hoy, la policía dijo que la mayor concentración del veneno fue hallada en la casa del espía por lo que se estima que se infectaron en la vivienda.


Consulados Diplomáticos EE.UU. Rusia San Petersburgo Skripal