POLICIALES

Lo hirió con un cuchillo y se defendió diciendo que fue “pelea de borrachos”


Se trata de Brian González, que en el marco de una fiesta se peleó con tres personas y se resistió al arresto policial. En todos los casos amenazó de muerte a sus eventuales contrincantes. A uno de ellos lo hirió en la cabeza y en el cuerpo con un cuchillo, pero dijo que no quiso matar a nadie.
09/01/2019 02:00
1.108

Brian González, de 33 años, fue detenido el 5 de enero por la Policía de Alto Río Senguer luego de que provocara incidentes en una fiesta, en donde lesionó a un vecino utilizando un cuchillo y se resistió a la detención.

En consecuencia, resultó imputado como presunto autor de los delitos de amenazas agravadas por uso de arma, lesiones leves y resistencia a la autoridad agravada. La Fiscalía de Sarmiento tiene un plazo de seis meses para concluir su investigación.

Al defenderse, González, negó que se haya resistido al arresto y relativizó la pelea con la persona al expresar que sólo había sido “una pelea de borrachos y no le tiré al corazón. Sí le tiré a la cabeza y le di un planazo”, enfatizando que nunca tuvo voluntad de asesinar a nadie.

El imputado estará libre mientras dure la investigación de seis meses y deberá presentarse semanalmente los martes en la comisaría de Alto Río Senguer y fijar domicilio. No deberá abandonar la localidad sin autorización judicial y una medida de prohibición de contacto y acercamiento con la víctima.

Los hechos que se investigan ocurrieron el sábado 5 de enero a las 9 en una vivienda ubicada en Avenida Ameghino de Río Senguer.

En esa casa se desarrollaba una reunión festiva con varias personas. González agredió con golpes de puño y patadas a uno de los asistentes a la celebración, quien estaba muy alcoholizado. Por este motivo, otras dos personas intervienen a los fines de que el acusado cesara la agresión. También le solicitaron que se retire de la casa.

En ese momento, González amenazó a uno de los denunciantes diciendo: “Salí para la calle Omar, h... de p..., botón, te voy a c... matando h... de p..., te voy a hacer m...”.

Luego González se quitó el cinturón del pantalón y comenzó a aplicar golpes contra la víctima, quien para defenderse del ataque también utilizó su cinto. Como consecuencia de la reyerta, González fue golpeado en el torso y se retiró.

Al salir, el procesado manifestó nuevas amenazas. “Cuando te encuentre te voy a matar h... de p..., si vas hoy al baile te voy a cortar y te voy a matar, o si no vas al baile voy a ir tu casa y te mato delante de ellos; ya vas a ver, n... de m...”.

Unos minutos más tarde, González regresó a la vivienda de la Avenida Ameghino. Esta vez con un cinturón y una cuchilla de grandes dimensiones y manifestó sus deseos de continuar la pelea. Desde la calle, el agresor manifestó: “Salí a la calle a pelear, vigilante, botón y n... de m... Te voy a c... matando. Yo en la cárcel aprendí a defenderme. Si no salís igual te voy a buscar y te voy a matar”.

El atacante ingresó al patio de la vivienda, encontró a la víctima y continuó la agresión utilizando el cuchillo. Le arrojó puntazos hacia la zona del corazón de manera constante. La víctima esquivó las estocadas, aunque de todas maneras sufrió lesiones producto de dos golpes (planazos) que recibió en su cabeza.

Otros asistentes al encuentro festivo dieron aviso a la Policía sobre la situación que estaban presenciando. Al lugar llego un móvil con dos efectivos policiales. Cuando González observó la presencia del patrullero policial comenzó a caminar rápido, alejándose del lugar.

El comisario y un cabo de Policía fueron quienes lograron cercar al agresor. Le dieron la orden que se tire al piso y desista su actitud violenta. La respuesta del agresor fue resistirse a la detención.

Intentó atacar a los empleados policiales con el cuchillo. También amenazó al comisario: “Jefe, lo voy matar”. Finalmente logaron reducirlo y trasladarlo a la sede policial, informó un parte de la Fiscalía.#