POLICIALES

Homicidio de Fozziano: un acusado sostuvo que disparó en defensa propia


Se trata de Nicolás Núñez, que, junto a Fabián Hernández, están imputados de dar muerte al pescador Gustavo Fozziano en abril del año pasado en “Rocas Coloradas”. Hoy a la mañana se llevarán a cabo los alegatos en los tribunales locales.
21/08/2019 02:00

572

Nicolás Núñez, uno de los acusados por el asesinato de Gustavo “Fochy” Fozziano, sucedido en Comodoro Rivadavia en abril del año pasado, alegó que disparó con el arma de fuego qye tenía en su poder y que aún no pudo ser hallada por los investigadores, luego que la víctima lo atacara a hachazos en una abierta interpretaciòn que los disparos que efectuó esa madrugada fue en defensa propia.

Con la declaración de ambos imputados y la incorporación de la prueba documental del caso, culminó ayer -en los tribunales de Comodoro Rivadavia- la cuarta jornada de juicio por el homicidio del pescador Gustavo Fozziano acontecido en la zona de Rocas Coloradas el pasado 22 de abril de 2018, que tiene como imputados a Fabián Hernández y Nicolás Núñez. Para hoy, a las 9, se esperan los alegatos finales de las partes.

En su declaración, Fabián Hernández sostuvo que en el refugio “La Horqueta”, él había llevado a su sobrino hacia la camioneta en el momento que escuchó el estampido como un arma de fuego. Miró hacia el rancho y en la penumbra vio venir a “Romero, su hermano Nicolás Núñez y el hormiga”. Se subieron a la camioneta y se volvieron a Caleta Córdova.

Por su parte, Nicolás Núñez se refirió al campeonato de truco en el Club de Caleta Córdova. Dijo que llegó su sobrino llorando que le habían pegado y lo habían amenazado. Fueron a ver qué había pasado, siempre consumiendo cervezas y su sobrino empezó a pelear con una persona y que allí estaba la camioneta Vitara de Fozziano.

Él se quedó afuera y fue cuando bajóa Gustavo Fozziano con un hacha y empezaron a forcejear ambos ante el ataque. Se cayó y en ese momento se le cayó el arma al piso. Allí, Fozziano vino y le pegó un par de hachazos.

“Y cuando la pude manotear tiré, desde el piso como estaba. Tiré, pero fue para asustarlo que se vaya, tiré para arriba”. Luego no recordó más nada, se subió a la camioneta y se fue. Al otro día se enteró por las redes sociales lo que había pasado.

El tribunal de debate estuvo integrado por los jueces Daniela Arcuri, Raquel Tassello y Jorge Odorisio. Por el Ministerio Público Fiscal se hizo presente el fiscal general Adrián Cabral; en tanto que los imputados Núñez y Hernández fueron defendidos por Mauro Fonteñez, abogado particular de los mismos. También se hicieron presentes profesionales del SAVD que acompañaron a la familiares de la víctima.

El homicidio

El ilícito contra la vida ventilado en el debate aconteció el pasado 22 de abril de 2018, cuando siendo aproximadamente las 05:50 horas, en circunstancias en las que dos testigos, se hallaban durmiendo en el refugio denominado “La Horqueta”, que se ubica pasando el sector de “Rocas Coloradas”, a unos 25 km. al norte del barrio Caleta Córdova, arribó Fabián Hernández conduciendo una camioneta tipo jeep, color blanco, modelo Mitsubishi, junto a Nicolás Núñez, quien llevaba consigo un arma de fuego. Tres personas ingresaron de forma sorpresiva y comenzaron a golpear a uno de los presentes, previo pedirle Fabián Hernández a uno de ellos que se retirara del lugar, quedándose Nicolás Núñez en la puerta del refugio.

Seguidamente, Gustavo Fozziano, quien se hallaba durmiendo en su camioneta Suzuki, color negro, tipo Jeep, con su sobrino, junto al refugio, al escuchar los gritos, descendió del rodado y se dirigió hacia la entrada del rancho a los fines de interiorizarse qué ocurría. Ante lo cua,l Nicolás Núñez, quien se hallaba en la puerta del refugio sin mediar palabra alguna comenzó a efectuarle golpes de puño sobre el lateral izquierdo del rostro y con claras intenciones de darle muerte le provocó dos heridas punzo – cortantes en la región lateral derecha del cuello, afectándole la yugular y carótida, quedando Fozziano aún de pie, momento en el cual logró alejarse pocos metros, circunstancia en la cual Núñez le efectuó un disparo de arma de fuego con orificio de entrada en cara antero lateral izquierda del cuello. Ello le provocó un shock hemorrágico irreversible por herida de arma de fuego y herida de arma blanca, lo que le ocasionó su muerte de forma inmediata.

Inmediatamente, Nicolás Núñez, se subió a la camioneta, conducida por Hernández, quien con el fin de procurar su huida, lo sacó del lugar junto a otras tres personas y con el arma de fuego que hasta el momento no ha sido habida.

El hecho fue calificado jurídicamente como “homicidio agravado por el uso de arma de fuego” en calidad de “autor” para Núñez y de “partícipe necesario” para Hernández.#