SOCIEDAD

El 16,2 % de los femicidas tienen antecedentes o denuncias previas por violencia de género

Carolina Barone, coordinadora de políticas de género del Ministerio de Seguridad de la Nación, encabezó en Comodoro Rivadavia las jornadas “Femicidio: perspectivas de género y el rol de las fuerzas policiales y de seguridad”.

14/09/2019 02:00

Juntas. Carolina Barone junto con Ana Clara Romero, durante la charla brindada en la Cámara de Comercio.

888

La capacitación estuvo dirigida a la Policía, Gendarmería Nacional, Policía Federal Argentina y Dirección de Criminalística. La iniciativa forma parte del Plan de Igualdad de Oportunidades y Derechos, y se realiza con el apoyo financiero del Banco Interamericano del Desarrollo (BID) para implementarse en todo el territorio nacional.

“Estamos para promover las políticas de seguridad y capacitar en conjunta a las fuerzas federales, Policía de la provincia (especialmente divisiones de homicidios y científicas) y a las comisarías de la mujer, a partir del cual se brindan herramientas para la investigación de toda muerte violenta de una mujer”, aseguró Barone.

“El objetivo es instruir al personal, quienes son los primeros en llegar a un lugar ante un llamado del 911. Hoy en Argentina, dos de cada tres mujeres asesinadas es por violencia de género”, detalló la coordinadora de políticas de género.

“Hay que dejar de hablar de crimines pasionales, poner a las cosas por su nombre, son femicidios. Queremos realmente ponernos todos a trabajar en conjunto”. Según se dio a conocer durante la capacitación, el 16,2% de los femicidas tienen antecedentes o denuncias por violencia de género

Por esta razón, Barone remarcó “queremos estandarizar criterios de observación, de investigación y por sobre todo de articulación entre las diferentes agencias del Estado que deben trabajar en el territorio. De esta manera, todos tendrán el mismo criterio de investigación, conocerán todos los actores de las diferentes etapas. Queremos que la Policía tenga cada vez más herramientas, que tengan perspectivas de género para investigar. Eso los hará mejores auxiliares de la justicia, para arribar a la verdad en cada caso de muerte violenta de mujer”.

Barone reconoció a la Policía como “primer dispositivo del Estado” que interviene tanto en la toma de conocimiento de una muerte violenta de una mujer y en otros casos, en el sistema de denuncias por violencia de género.

“Cuando hay una muerte violenta, el protocolo aprobado por la ministro Bullrich en diciembre de 2017 es una herramienta sumamente innovadora. Lo que hace es darle instrucción al personal policial que llega a la escena del hecho de investigar toda muerte violenta de una mujer con la hipótesis primaria de un femicidio”.

Reconoció que esta instrucción responde a un dato de la realidad: “Dos de cada tres mujeres asesinadas en Argentina son por violencia de género y el femicidio, es la principal razón de muerte violenta de mujeres en el país. Ahí se desanda cualquier mito, ya que ésta estadística lo que dice es que nos van a matar por ser mujeres”.

La funcionaria del Ministerio de Seguridad reconoció que en la Patagonia y puntualmente en Chubut, hay una diversidad cultural que puede agudizar un contexto de violencia. “Hay personas de diferentes países que viven acá y muchos foráneos. El factor migratorio o el desarraigo hace que las víctimas no tengan un círculo familiar o de contención que las aisla de pedir ayuda ya sea por no conocer el lugar, el idioma o carecer de amigos o de familiares”.