POLICIALES

Prisión domiciliaria para un acusado por un homicidio


Sergio Germán Mansilla (29) fue acusado formalmente como “autor del homicidio de Juan Villar”. El imputado desmintió la hipótesis y dio su versión de los hechos: “Él me golpeó”.
21/09/2019 02:00

695

El juez Ricardo Calcagno aceptó ayer la formulación de cargos que realizó el fiscal Francisco Arrien, y consintió un plazo de cuatro meses para la recolección de pruebas en el marco de una causa en la que se investiga el homicidio de Juan Villar, ocurrido el martes en el barrio Andén de El Bolsón.

También aceptó parcialmente las propuestas de la Fiscalía y la Defensa y ordenó el mismo plazo de prisión preventiva domiciliaria, que deberá cumplir el acusado en Ingeniero Jacobacci (de donde es oriundo), con el uso de una tobillera electrónica.

En detalle, Sergio Germán Mansilla (29) fue acusado formalmente como “autor del homicidio de Juan Villar”. Según lo reconstruido hasta el momento, el hecho de sangre ocurrió a plena luz del día, cuando el imputado “llegó hasta el domicilio de la víctima y luego de un intercambio de palabras y una discusión que fue subiendo de tono, extrajo un cuchillo de entre sus ropas y le asestó dos puñaladas”, se confirmó en la audiencia celebrada en los Tribunales de San Carlos de Bariloche.

El ataque

El propio Arrien dijo que “la segunda agresión ingresó por debajo de la tetilla izquierda de la víctima y perforó el ventrículo derecho, provocando su deceso casi instantáneo”.

El fiscal se valió de los informes policiales y médicos, así como de diversos testimonios colectados en las últimas horas. Graficó asimismo que “a pocos metros del hecho, el Gabinete de Criminalística logró recuperar el cuchillo utilizado para cometer el crimen”.

Pidió que el acusado “permanezca detenido con prisión preventiva en el Penal 3 de Bariloche, ya que no tiene arraigo en El Bolsón, ni trabajo estable”, y que además “conoce a los testigos que aportaron detalles del caso”.

Pesquisa

Desde su óptica, existen “altas probabilidades de que intente eludir el accionar de la justicia y entorpecer el normal desarrollo de la investigación”.

Remarcó además que “la Fiscalía trabaja en la recolección de elementos para intentar descifrar si el hecho fue cometido con premeditación, pues según elementos aportados al legajo judicial, está acreditado que víctima y victimario tenían problemas previos”.

“El me golpeó“

Sin embargo, el acusado precisó en su descargo que el hecho “no ocurrió tal como lo definió la Fiscalía. Él me golpeó y me persiguió hasta la calle, amenazándome”, acotó.

El defensor oficial, Nelson Vigueras, manifestó que no tenía objeciones formales a la formulación de cargos que realizó la fiscalía, aunque dejó asentado que tenía una teoría del caso totalmente distinta y que según su conocimiento el hecho “había ocurrido de una manera diferente a la descripta por Arrien”.

No obstante, se opuso a la prisión preventiva en el Penal 3, aduciendo que “un familiar del acusado trabaja como penitenciario en ese complejo carcelario, por lo que su internación allí pondría en serio riesgo su integridad física”.

No se va a escapar

Descartó que su defendido vaya a evadirse y recordó que “minutos después del hecho se presentó voluntariamente ante las autoridades policiales, sin que nadie lo esté buscando o persiguiendo”.

Agregó que “todo acusado tiene derecho a transitar el proceso en libertad y que existen medidas menos gravosas”. Finalmente, aceptó que “se aplique la prisión preventiva de carácter domiciliario, con la utilización de una pulsera electromagnética que permita su control”.

Para dicho cometido, ofreció el domicilio de los padres del acusado en Ingeniero Jacobacci, al tiempo que requirió una revisión de su pupilo por parte del Cuerpo Médico Forense para constatar lesiones que le permitan sostener su teoría del caso, informaron.#


El Bolsón prisión domiciliaria