SOCIEDAD

Casamiento solidario: la historia de Guillermo y Anahí


Una pareja de Trelew se casó y pidió que los invitados a la fiesta donaran el dinero de los regalos para Aarón, un nene de 5 años que perdió sus manos en un incendio.
13/01/2020 02:00

Amor. A la izquierda, Guillermo, Anahí y sus dos nenas, en plena celebración. Lo que pudieron recolectar será para Aarón, y es posible que muy pronto se encuentren con él.

6.868

Por Rolando Tobarez / @rtobarez

Ni viajes ni electrodomésticos ni juegos de plata. Más de 100 invitados no sabían qué regalarles a Guillermo Pantano y Anahí Amilivia. Estaban a días de casarse y tampoco ellos se decidían. “Hace 15 años que estamos juntos y todos nos preguntaban qué queríamos de regalo. Les decíamos que el mejor regalo era venir a la boda y a la fiesta”.

Mientras lo discutían, en el Facebook de él saltó una notificación de Jornada: la historia de Aarón Terruzi, un nene de 5 años de provincia de Buenos Aires. La casa de Glew donde vivía con su mamá y su tía se incendió el 1º de diciembre de 2018. Sufrió quemaduras en el 60% del cuerpo y perdió sus dos manos. Aarón empezó terapias de rehabilitación. Su mamá murió de cáncer en septiembre de 2019. Hoy su tía Alejandra trata de mantenerlo a él y a otros 5 hijos, primos del nene. Lo lleva a jugar al fútbol y una Fundación le prepara prótesis. La mujer amasa pan para mantenerse. Se atrasó con el alquiler y los servicios de su casa y tiene pedido de desalojo. Su entorno organiza colectas y ferias solidarias que le permitan pagar su tratamiento, alimentarse y tener una vivienda digna.

“¡Éste es el regalo!”, se dijo la pareja de Trelew, conmovida tras leer. Se contactaron con Alejandra.

“Hablamos sobre su necesidad inmediata de sacarse la deuda. Con la ayuda de cada invitado podíamos ayudarla a pagar y a comprar productos que Aarón necesita para su rehabilitación”. Aunque en la zona “hay un montón de niños que están más cerca en nuestras ciudades, éste se cruzó de una forma que enseguida nos generó hacer algo”.

Decidieron “pedir ayuda para ayudar”: instalaron una urna en su casamiento para que familiares y amigos donaran una cifra determinada al llegar a la boda. La caja quedó repleto de ayuda y de mensajes de amor. Desde entonces Aarón, para los Pantano, es “este ángel”.

“Tiene 5 años, ya sufrió bastante, más todo lo que tiene por delante: una continua tarea de superarse cada día y no bajar los brazos”. Los recién casados no piensan sólo en el apoyo económico sino en “saber qué hay muchas personas que le envíen una energía que lo alimente día a día”.

La familia se está organizando para poder viajar y conocer a Aarón este mes. Su tía Alejandra es el contacto. “Es el motor de estos hijos que tiene a cargo”, dicen de ella.

El dinero recaudado servirá para enviarle un aire acondicionado frío- calor. Al transporte ya lo coordinan con el proveedor. “Planeamos enviarle una cantidad importante de protector solar factor 65. Necesita 270 gramos por semana de esa crema. Tiene cantidad de otras necesidades pero nos estamos centrando en la mejora de su calidad de vida”. El resto es para una deuda de 5 meses de alquiler.

“A todos los invitados les encantó la idea, les gustó ser parte de poder ayudar a una personita que no conocían, pusimos una urna con sobres donde dejaban su aporte”.

Todo interesado en ayudar puede conectarse en la página de Facebook a nombre de Aarón. “Envíen un mensaje, Alejandra quizás tarda en contestar porque trabaja, le demanda mucho tiempo la terapia de él, pero siempre contesta y es muy agradable. Es un ángel que tiene una tarea enorme y necesita las palabras de aliento de todos los que puedan apoyarla”.

Según los Pantano, “tiene a cargo nenes, sus decisiones influirán en su futuro y cuando uno no sabe sobre cuestiones médicas es muy difícil decidir el camino, pero cuando tenés la mayor cantidad de apoyo e información se puede lograr”.

La pareja atravesó situaciones límites con una de sus dos hijas. “Nos focalizamos en su recuperación y se va cumpliendo –dijo Guillermo- No soy un soñador pero lo vas superando si uno realmente lo siente de adentro. A veces te sentís vencido pero mi hija de 7 años nos impuso su frase: ´Es lo que toca, pa´; si estás apoyado y acompañado es más fácil, más allá de que la decisión final es de uno”.

La pareja es feliz con la ayuda que lograron. "Será un alivio importante, con este gesto queremos contagiar para más ayudas; la verdad es que la historia de este niño es muy dura. Y más con una situación económica no favorable".

Guillermo y Anahí son de Trelew. Aarón hoy vive en Pilar. El amor y la solidaridad unen.