POLICIALES

Insólito: un joven le reprochó a un policía que no llevaba puesto el tapaboca y terminó preso

El insólito episodio se dio en Formosa. Donde un joven terminó detenido tras una discusión con un agente de la Policía que estaba llevando adelante un operativo sin usar el tapaboca. Cuando el joven se lo hizo notar, empezó un intercambio verbal que el agente decidió dar por finalizado poniéndole las esposas y llevándolo detenido por más de tres horas.

27/08/2020 19:32

Sin escuchar razones el policía sacó abruptamente las esposas que tenía en su cinturón y se las colocó con violencia al joven.

1.627

Varios adolescentes estaban practicando con sus patines cuando dos policías bajaron de una moto sin sacarse sus cascos y se dirigieron al grupo de jóvenes. Comenzaron a pedirles sus datos personales y cuando todo hacía presumir que iba a ser un procedimiento de rutina,la situación comenzó a tornarse tensa a partir del momento en queuno de los muchachos se acercó al oficial que en ese momento estaba interrogando a un amigo suyo y le hizo notar que estaba procediendo sin barbijo.

"¿Cuál lo que es tu problema?”,le respondió el oficial, mientras se acercaba al chico con una clara actitud intimidatoria, y sin escuchar razones sacó abruptamente las esposas que tenía en su cinturón y se las colocó con violencia al joven que no ofreció resistencia.

“En ningún momento le falté el respeto, simplemente le dije que no tenía barbijo y que no debía proceder así”, dijo ala prensaNicolás López, el pibe de 19 años que, por intermediar entre el policía y su amigo, pasó tres horas detenido en la Seccional Tercera.

Un video que muestra todo el operativo deja en evidencia el accionar desproporcionado del policía,que después de esposar al muchacho le tomó del brazo y lo llevó caminando hasta el otro lado del acceso donde esperó la llegada del móvil que trasladó al detenido hasta la Tercera.

“Me tuvieron esposado varias horas”,contó Nicolás, indicando que estuvo detenido en una de las oficinas de la Comisaría custodiado por un efectivo uniformado, a quien luego se sumó el oficial que lo había apresado.

“Después me llevaron al forense y luego regresamos otra vez a la Tercera y siempre con las esposas colocadas, como si fuera un delincuente.La verdad no entiendo porque actuó de esa manera si yo simplemente le hice notar que él no tenía barbijo y que como policía debía guardar respeto porque en ningún momento le había faltado el respeto a él”, relató.

Minutos antes de las 19 recuperó su libertad, después de dejar estampadas sus impresiones digitales y notificarse de su imputación en un sumario contravencional.

Nicolás López cuestionó el procedimiento y pidió a la Policía que no cometa este tipo de excesos que empañan la imagen de la institución. “Espero no sufrir represalias porque digo la verdad y defiendo mis derechos”, concluyó.

(La mañana on line)