POLICIALES

Rawson: empleado policial irá a juicio por robo agravado

Elevaron a juicio una causa por robo agravado que involucra a Carlos Emanuel Flores y a Eduardo José Caceres como coautores de dos ilícitos con uso de arma de fuego.

23/09/2020 02:00

Cáceres y Flores están acusados de dos robos en diciembre de 2019.

896

La jueza María Tolomei elevó a juicio una causa por dos hechos de robo agravado con el uso de arma de fuego en Rawson, tras rechazar los planteos de nulidad efectuados por el defensor de uno de los dos imputados en el caso.

La fiscalía acusa a Eduardo Cáceres y Carlos Emanuel Flores como coautores de dos robos ocurridos el 15 de diciembre de 2019, con el agravante de haber sido cometidos mediante la utilización de arma apta para disparo. El segundo de los acusados es además empleado policial.

En la audiencia realizada ayer, la magistrada dio lectura a su resolución sobre una serie de planteos efectuados por las partes, entre los que se encontraban los pedidos de nulidad efectuados por el abogado particular Romano Cominetti, y a los cuales había adherido la defensora oficial Romina Rowlands, respecto de los procedimientos de detención de ambos acusados, como así también el secuestro de un teléfono celular y la rueda de reconocimiento realizada en el marco de la causa.

Tolomei rechazó los planteos de nulidad efectuado por ambos defensores, como así también la postulación de sobreseimiento de los imputados. Por otra parte, declaró admisible la acusación presentada por el Ministerio Publico Fiscal a través del fiscal Enrique Kaltenmeier y resolvió elevar la causa a juicio.

Respecto a un pedido del abogado Cominetti en cuanto a un cambio en la calificación legal, fue rechazado y la magistrada resolvió mantener la calificación legal elegida por la Fiscalía para acusar a Carlos Emanuel Flores y José Cáceres, por el delito de robo agravado por el uso de arma de fuego apta para el disparo, dos hechos, en concurso real, ambos consumados y en carácter de coautores.

Asimismo, en relación al imputado Emanuel Flores, se añade también la agravante de haber sido empleado policial a la fecha de los hechos, lo cual constituye en su caso, un doble agravante.

En cuanto a la prueba ofrecida por Kaltenmeier para el juicio oral y público, la misma se declaró admisible, con la aclaración de que en el caso de las actas policiales y recibos vinculados a la investigación penal preparatoria, los mismos serán admitidos en el debate sólo a los efectos de “refrescar memoria y/o manifestar contradicciones durante las declaraciones de los testigos”, pero no como prueba directa.

Tolomei resolvió la elevación a juicio del caso con la designación de un tribunal colegiado e hizo lugar a la reserva de uno de los defensores en cuanto a la oposición del mismo sobre la posibilidad de concretar un juicio bajo la modalidad virtual. La magistrada pidió que se fije una fecha para llevar adelante el proceso en forma presencial, señaló la Agencia de Comunicación Judicial.

Por último, la jueza resolvió mantener la prisión domiciliaria de Carlos Emanuel Flores y de Eduardo José Caceres , por encontrarse vigente el peligro procesal de fuga, hasta la realización del juicio oral y público, rechazando el pedido de la defensa en cuanto a un cambio de modalidad de la prisión preventiva. Más allá de eso, se autorizaron los traslados para consultas de profesionales médicos por parte de uno de los imputados en el caso.#