POLICIALES

El padre de un alumno mandó material porno a las maestras

Un grupo de docentes de una escuela de la capital catamarqueña presentó una denuncia penal contra el padre de un alumno que les envió material pornográfico a través de Whatsapp.

13/03/2021 19:03

Docentes denunciaron penalmente al padre de un alumno que les envió material pornográfico a través de Whatsapp.

1.805

El grave episodio salió a la luz el viernes a la mañana cuando un integrante del gabinete del Sistema Educativo Municipal tomara conocimiento del reclamo de un grupo de docentes de la Escuela Municipal 1, quienes manifestaron que habían recibido en sus teléfonos celulares material pornográfico de “penes erectos” que había sido enviado por el padre de un alumno.

Según se pudo conocer, la semana pasada, mientras se enviaba el material de estudio a los alumnos, varias docentes recibieron a través de WhatsApp material pornográfico enviado por el tutor de uno de los chicos.

Fotos, videos de hombres con sus penes erectos y hasta mensajes de elevado tono sexual fueron presentados como prueba por parte de los docentes, quienes informaron en un primer momento al equipo legal del sistema educativo. Posteriormente se le dio a conocer de lo ocurrido al gabinete.

Bruno Jerez, uno de los integrantes, dio a conocer la situación y expresó el temor que sienten los docentes por lo ocurrido.

"Ellos nos dijeron que la situación les generó temor, pero yo hablé con el fiscal (Horacio Brizuela), quien se comprometió a investigar esto de forma inmediata", manifestó.

Tras la denuncia penal efectuada por los damnificados, estas analizaban constituirse en querellantes en la causa.

Por otro lado, se conoció que otra docente había recibido este tipo de material semanas atrás y señaló al mismo padre ahora denunciado.

Tras la denuncia penal, la fiscalía actuante dispuso el secuestro de todo el material ofrecido como prueba: fotos, videos y mensajes, para poder avanzar en la investigación y determinar la responsabilidad penal del denunciado.

El caso provocó sorpresa e indignación en la comunidad educativa ya que no había registros de un caso de esta magnitud.

(El Ancasti)