Armenia y Azerbaiyán vuelven a enfrentarse en su frontera; hay muertos y heridos

Las fuerzas armadas de Armenia y Azerbaiyán se enfrentaron hoy en su frontera común de Nagorno Karabaj, provocando muertos y heridos de los que aún no hay cifras oficiales, y desatando temores en Europa a un nuevo gran conflicto entre ambos enconados rivales como el sucedido hace un año atrás.

16 NOV 2021 - 14:12

"Un ataque de las fuerzas azerbaiyanas contra las posiciones de las fuerzas armenias causó muertos y heridos del lado armenio", declaró el Ministerio de Defensa armenio en un comunicado, sin precisar el balance de víctimas.

Pese a haber perdido el control de “dos posiciones militares” y denunciar que 12 de sus soldados fueron capturados, Armenia afirma haber ocasionado “grandes pérdidas” a las fuerzas de Azerbaiyán en unos combates que “continúan con la misma intensidad”.

Además, Armenia afirmó que las fuerzas azerbaiyanas utilizaban “artillería, vehículos blindados y armas de varios calibres" ante lo cual "la parte armenia tomó las medidas necesarias".

La nota agregó que estos enfrentamientos, que se producen tras una guerra de 44 días el año pasado en el enclave de Nagorno Karabaj ganada por Azerbaiyán, obedecieron a un nuevo intento de tropas azerbaiyanas de incursionar en el territorio de Armenia.

Azerbaiyán dijo que los choques ocurrieron por una operación de las tropas armenias para hacerse con dos altos en la frontera común y asegurarse así una ventaja militar.

Fuentes oficiales de ambas repúblicas informaron que la escalada militar dejó al menos cuatro heridos en el lado armenio, y dos en el azerbaiyano.

Los enfrentamientos desataron alarma en la Unión Europea (UE).

El presidente del Consejo Europeo, Charles Michel, pidió "un urgente cese de hostilidades" ambas naciones del Cáucaso", en un mensaje de Twitter en el que subrayó que la situación es "muy desafiante".

"La Unión Europea está comprometida a trabajar con asociados para superar tensiones hacia un Cáucaso Sur próspero y estable", agregó.

En medio de la escalada, Armenia pidió a Rusia que le ayude a defender su soberanía territorial tras denunciar el enfrentamiento fronterizo, informó la agencia de noticias rusa Tass.

"Como Azerbaiyán ha atacado el territorio soberano de Armenia, pedimos a Rusia que defienda la integridad territorial armenia sobre la base de un acuerdo (de defensa mutua) existente desde 1987 entre nuestros países", dijo Tass, citando a Armen Grigoryan, secretario del Consejo de Seguridad de Armenia.

Las tensiones entre ambas naciones vecinas siguen siendo altas tras el conflicto del año pasado en Nagorno Karabaj, que acabó con la vida de al menos 6.500 personas y terminó en una victoria decisiva para Azerbaiyán.

Rusia tiene una base militar en Armenia, así como una fuerza de mantenimiento de la paz en el enclave de Nagorno-Karabaj, que queda dentro de Azerbaiyán pero está ocupado por separatistas armenios desde la década de 1990.

Moscú no respondió de inmediato al llamado armenio.

"La ofensiva militar de los destacamentos armenios con el objetivo de llevar a cabo una provocación a gran escala ha fracasado", señaló por su parte el Ministerio de Defensa azerbaiyano, que agregó que los atacantes armenios fueron apresados y desarmados.

El departamento militar agregó que la situación en la frontera "continúa siendo tensa" y los "enfrentamientos siguen".

Ayer, el primer ministro de Armenia, Nikol Pashinian, denunció que soldados azerbaiyanos se habían adentrado en territorio armenio en una zona en el "este de la frontera", incidente que llevó a la destitución del ministro de Defensa, Arshak Karapetian.

16 NOV 2021 - 14:12

"Un ataque de las fuerzas azerbaiyanas contra las posiciones de las fuerzas armenias causó muertos y heridos del lado armenio", declaró el Ministerio de Defensa armenio en un comunicado, sin precisar el balance de víctimas.

Pese a haber perdido el control de “dos posiciones militares” y denunciar que 12 de sus soldados fueron capturados, Armenia afirma haber ocasionado “grandes pérdidas” a las fuerzas de Azerbaiyán en unos combates que “continúan con la misma intensidad”.

Además, Armenia afirmó que las fuerzas azerbaiyanas utilizaban “artillería, vehículos blindados y armas de varios calibres" ante lo cual "la parte armenia tomó las medidas necesarias".

La nota agregó que estos enfrentamientos, que se producen tras una guerra de 44 días el año pasado en el enclave de Nagorno Karabaj ganada por Azerbaiyán, obedecieron a un nuevo intento de tropas azerbaiyanas de incursionar en el territorio de Armenia.

Azerbaiyán dijo que los choques ocurrieron por una operación de las tropas armenias para hacerse con dos altos en la frontera común y asegurarse así una ventaja militar.

Fuentes oficiales de ambas repúblicas informaron que la escalada militar dejó al menos cuatro heridos en el lado armenio, y dos en el azerbaiyano.

Los enfrentamientos desataron alarma en la Unión Europea (UE).

El presidente del Consejo Europeo, Charles Michel, pidió "un urgente cese de hostilidades" ambas naciones del Cáucaso", en un mensaje de Twitter en el que subrayó que la situación es "muy desafiante".

"La Unión Europea está comprometida a trabajar con asociados para superar tensiones hacia un Cáucaso Sur próspero y estable", agregó.

En medio de la escalada, Armenia pidió a Rusia que le ayude a defender su soberanía territorial tras denunciar el enfrentamiento fronterizo, informó la agencia de noticias rusa Tass.

"Como Azerbaiyán ha atacado el territorio soberano de Armenia, pedimos a Rusia que defienda la integridad territorial armenia sobre la base de un acuerdo (de defensa mutua) existente desde 1987 entre nuestros países", dijo Tass, citando a Armen Grigoryan, secretario del Consejo de Seguridad de Armenia.

Las tensiones entre ambas naciones vecinas siguen siendo altas tras el conflicto del año pasado en Nagorno Karabaj, que acabó con la vida de al menos 6.500 personas y terminó en una victoria decisiva para Azerbaiyán.

Rusia tiene una base militar en Armenia, así como una fuerza de mantenimiento de la paz en el enclave de Nagorno-Karabaj, que queda dentro de Azerbaiyán pero está ocupado por separatistas armenios desde la década de 1990.

Moscú no respondió de inmediato al llamado armenio.

"La ofensiva militar de los destacamentos armenios con el objetivo de llevar a cabo una provocación a gran escala ha fracasado", señaló por su parte el Ministerio de Defensa azerbaiyano, que agregó que los atacantes armenios fueron apresados y desarmados.

El departamento militar agregó que la situación en la frontera "continúa siendo tensa" y los "enfrentamientos siguen".

Ayer, el primer ministro de Armenia, Nikol Pashinian, denunció que soldados azerbaiyanos se habían adentrado en territorio armenio en una zona en el "este de la frontera", incidente que llevó a la destitución del ministro de Defensa, Arshak Karapetian.


NOTICIAS RELACIONADAS