Cooperativa hortícola absorbe planes sociales y asegura poder abastecer a su localidad

La Cooperativa de Trabajo Agroindustrial Tilisarao Limitada agrupa hoy a 30 beneficiarios de los planes sociales Potenciar de Nación y Plan Solidario de la Provincia, con la idea de transformarlos en empleo genuino, y aseguran que están en condiciones de abastecer a su localidad y zonas cercanas “con verduras sanas y a precio justo”.

14 ENE 2022 - 10:04

Su presidente, Fabio Lucero, aseguró hoy a Télam que “de la mano de un Estado Nacional presente, que no solo brindó financiamiento, sino que también acercó el recurso humano-técnico necesario”, están en condiciones de producir “toda la verdura que viene de otro lado” y que esto le permitirá a su pueblo “retener el dinero que se malgasta en precios altísimos y hacer que circule en la localidad impactando en la economía social”.

La cooperativa fue creada a finales de 2019 en Tilisarao, localidad ubicada a 140 kilómetros al noreste de la capital de San Luis, en el corazón del Valle del Conlara, donde prevalece el monocultivo de soja y maíz y donde se propone recuperar el trabajo agroecológico de los pequeños productores, para aglutinar fuerzas campesinas que logren revertir la pobreza.

Funciona en una hectárea ubicada en el periurbano de Tilisarao y la primera producción incluyó pimientos y tomates, que fueron vendidos en el mercado local.

Durante la pandemia de Coronavirus, acompañados por técnicos del INTA armaron el proyecto de inclusión socio-económica en áreas rurales (Pisear), promovido desde la Dirección General de Programas y proyectos Sectoriales y Especiales (Diprose) del Ministerio de Agricultura, Ganadería y Pesca de la Nación.

La inflación los hizo “maximizar la creatividad” y lograron comprar insumos para la construcción de seis invernaderos, y hoy cuentan con ocho para enfrentar la producción “contra estación” y sumar productos.

El financiamiento les permitió adquirir además mallas antigranizo y medias sombra para protección, riego por goteo, tanques de alimentación de esos riegos, un tanque australiano con capacidad para cien mil litros de agua y una cisterna placa con capacidad de acopio para 16 mil litros, para la captación de agua de lluvia.

“La cooperativa, a esta altura ya no es de quienes la fundamos sino que ya pertenece a la comunidad, y la idea es que nos demos una mano unos con otros y producir los alimentos necesarios para la población”, explicó Lucero, y agregó que pretenden “formar una red provincial de cooperativas” que les permita afirmar una “trama de intercambio y retroalimentación provincial”

El modo de producción utilizado está basado en la agroecología, con métodos de trabajo y de cuidado basado en componentes naturales, donde trabaja una mayoría de mujeres porque “son las primeras en ponerse la camiseta”, y por ello planifican además la producción de plantas “para jardines, flores y frutales”.

Originalmente, la cooperativa contó con catorce asociados que hoy suman 30 y pretenden llegar a 100, sumando planes sociales nacionales y provinciales que se “forman para trabajar” porque “para ellos es una solución de vida, dado que trabajan, aprenden y producen y logran inclusión social e independencia económica”, explicó Lucero.

En la localidad ingresan entre 10 a 12 millones de pesos mensuales en planes –aclara-, “que si logramos que circulen en la economía social seria de gran ayuda para Tilisarao”, por eso ya trabajan junto con la Secretaría de Agricultura Familiar, Campesina e Indígena de la Nación (SafciI), Regional San Luis, para la adjudicación de un proyecto del Programa de Promoción del Trabajo, Arraigo y Abastecimiento Local (Protaal), para el desarrollo de la actividad apícola.

14 ENE 2022 - 10:04

Su presidente, Fabio Lucero, aseguró hoy a Télam que “de la mano de un Estado Nacional presente, que no solo brindó financiamiento, sino que también acercó el recurso humano-técnico necesario”, están en condiciones de producir “toda la verdura que viene de otro lado” y que esto le permitirá a su pueblo “retener el dinero que se malgasta en precios altísimos y hacer que circule en la localidad impactando en la economía social”.

La cooperativa fue creada a finales de 2019 en Tilisarao, localidad ubicada a 140 kilómetros al noreste de la capital de San Luis, en el corazón del Valle del Conlara, donde prevalece el monocultivo de soja y maíz y donde se propone recuperar el trabajo agroecológico de los pequeños productores, para aglutinar fuerzas campesinas que logren revertir la pobreza.

Funciona en una hectárea ubicada en el periurbano de Tilisarao y la primera producción incluyó pimientos y tomates, que fueron vendidos en el mercado local.

Durante la pandemia de Coronavirus, acompañados por técnicos del INTA armaron el proyecto de inclusión socio-económica en áreas rurales (Pisear), promovido desde la Dirección General de Programas y proyectos Sectoriales y Especiales (Diprose) del Ministerio de Agricultura, Ganadería y Pesca de la Nación.

La inflación los hizo “maximizar la creatividad” y lograron comprar insumos para la construcción de seis invernaderos, y hoy cuentan con ocho para enfrentar la producción “contra estación” y sumar productos.

El financiamiento les permitió adquirir además mallas antigranizo y medias sombra para protección, riego por goteo, tanques de alimentación de esos riegos, un tanque australiano con capacidad para cien mil litros de agua y una cisterna placa con capacidad de acopio para 16 mil litros, para la captación de agua de lluvia.

“La cooperativa, a esta altura ya no es de quienes la fundamos sino que ya pertenece a la comunidad, y la idea es que nos demos una mano unos con otros y producir los alimentos necesarios para la población”, explicó Lucero, y agregó que pretenden “formar una red provincial de cooperativas” que les permita afirmar una “trama de intercambio y retroalimentación provincial”

El modo de producción utilizado está basado en la agroecología, con métodos de trabajo y de cuidado basado en componentes naturales, donde trabaja una mayoría de mujeres porque “son las primeras en ponerse la camiseta”, y por ello planifican además la producción de plantas “para jardines, flores y frutales”.

Originalmente, la cooperativa contó con catorce asociados que hoy suman 30 y pretenden llegar a 100, sumando planes sociales nacionales y provinciales que se “forman para trabajar” porque “para ellos es una solución de vida, dado que trabajan, aprenden y producen y logran inclusión social e independencia económica”, explicó Lucero.

En la localidad ingresan entre 10 a 12 millones de pesos mensuales en planes –aclara-, “que si logramos que circulen en la economía social seria de gran ayuda para Tilisarao”, por eso ya trabajan junto con la Secretaría de Agricultura Familiar, Campesina e Indígena de la Nación (SafciI), Regional San Luis, para la adjudicación de un proyecto del Programa de Promoción del Trabajo, Arraigo y Abastecimiento Local (Protaal), para el desarrollo de la actividad apícola.


NOTICIAS RELACIONADAS