PROVINCIA

Madryn: dos familias evacuadas por el temporal

El trabajo del Comité de Emergencia Municipal, un equipo que actúa ante contingencias o situaciones de emergencia, fue incesante desde que comenzó a arreciar el temporal climático y sus consecuencias se trasladaron a los barrios y diferentes puntos de la ciudad.

18/06/2017 02:00

El Comité de Emergencia Municipal de Madryn trabajó desde el jueves con distintas tareas.

1.257

Desde el día jueves, inicio de las precipitaciones, se registró una caída superior a los 80 milímetros de agua en el aeropuerto El Tehuelche, cifra que se reduce en la zona céntrica. Esto generó que dos familias, en total 8 personas, tuvieron que ser evacuadas y alojadas en las instalaciones del Centro de Veterano de Guerra donde recibieron la asistencia del municipio.



La persistencia y lo intenso de la lluvia, en particular desde la madrugada del sábado, generó múltiples intervenciones por parte de las cuadrillas municipales que acercaron gran cantidad de nylon que era requerido por las familias. El trabajo preventivo de limpieza de los pluviales permitió reducir considerablemente el impacto del fenómeno aunque la intensidad del mismo terminó sobrepasando las posibilidades de captación y generando anegamientos en el casco histórico de la ciudad portuaria.



El comité, que está integrado por distintas áreas de la comuna y organismos como la Asociación de Bomberos Voluntarios, tuvo una intensa actividad hasta entrada la madrugada porque se brindó asistencia en distintos barrios en respuesta a las solicitudes recibidas a través del 103, línea perteneciente al área de Protección Civil, y el 100 de Bomberos Voluntarios.



Los datos surgidos desde el propio comité indican que se atendieron amás de 500, las que fueron asistidas –en su mayoría- con entrega de nylon para que pudieran proteger sus viviendas de las filtraciones. Asimismo, dos familias que residen en los barrios Perón y Pujol fueron evacuadas y sus ocho ocupantes, entre mayores y menores, fueron alojadas en el centro de veteranos.



Con el correr de las horas la situación no mejoró porque a la abundante lluvia, que precipitó a lo largo del sábado, se sumó la presencia del viento con fuertes ráfagas que generó un problema adicional. La ciudad en general sufrió las consecuencias del tremendo temporal que azotó Puerto Madryn aunque los barrios más afectados fueron el Presidente Perón, San Miguel y el sector noroeste, detrás del barrio Pujol donde se ubican los sectores en conformación. La persistencia de la lluvia y la intensidad con la cual azotó la ciudad portuaria genero anegamientos y roturas en diferentes calles, las que fueron cerradas al tránsito.



Sastre en los barrios



A lo largo de la jornada del sábado el intendente Ricardo Sastre estuvo recorriendo los barrios y acompañando la personal municipal en procura de llegar con ayuda a los vecinos que sufrían las consecuencias del tiempo.



Sastre indicó que “desde que comenzaron las lluvias, ya hemos pasado los 80 milímetros, y recién el domingo va a mermar la situación del temporal”. Junto a ello, confirmó que “tenemos algunos evacuados, y una vivienda que sufrió un incendio en el barrio San Miguel por un corto circuito en la instalación eléctrica”.



La persistente lluvia y la intensidad que tuvo por momentos hizo que el trabajo de la infraestructura fuera desbordada y afectase las casas de los vecinos, quienes volvieron a buscar medidas alternativas para mitigar el avance del agua. “Si bien la ciudad venía respondiendo bien con su infraestructura, por momentos las bocas de tormenta se saturan y al tardar el desagote, se acumula más agua en las calles” dijo el intendente.



En otro orden destacó que “fue muy bueno el trabajo preventivo en la limpieza de pluviales, y también el funcionamiento de la zanja de guardia que lleva el agua al mar, pero lamentablemente es mucha agua para que la ciudad pueda resistir. A eso hay que sumarle el agua que aún resta caer, y el viento que se pronostica”.



El Municipio realizó en Madryn más de 300 intervenciones, según indica uno de los últimos partes emitidos desde el Comité de Operaciones de Emergencias Municipales (COEM) que se encuentra trabajando con todos sus integrantes, bomberos, CEPA, Policía y Provincia, desde antes de que se inicien las lluvias, a modo de tareas preventivas.



Hay que cuidar el agua



Como ha sucedido en los últimos días, las autoridades de la cooperativa Servicoop volvieron a recalcarle a la comunidad la necesidad de hacer un uso racional del agua potable. Sin caer en el pánico se puntualizó que el temporal climático que está azotando a la provincia tiene un impacto directo sobre el Río Chubut.



Desde la prestadora de los servicios se puso énfasis en el hecho concretó que la comunidad realice un cuidado del agua potable debido a que, de continuar las lluvias, los procesos de potabilización pueden verse afectados en su normal funcionamiento.



El pedido radica en la afectación que el afluente natural de agua sufre por las lluvias y todo lo que arrastra a su paso. Esto implica hacer un uso racional del vital elemento para preservar las reservas que la ciudad portuaria posee y que garantizan la normal prestación a toda la comunidad.