DEPORTES

Schwartzman perdió con Berdych y no quedan argentinos en Australia


El "Peque" fue el último argentino en despedirse del Abierto de Australia 2019, tras perder con el checo Tomas Berdych por 5-7, 6-3, 7-5 y 6-4 en un encuentro de la tercera ronda, que se disputó por espacio de tres horas en el Melbourne Arena.
18/01/2019 00:20

694

El tenista porteño, decimoctavo preclasificado del primer Grand Slam de la temporada, sucumbió ante un rival que fue de menor a mayor en el partido para confirmar su regreso al circuito con un notable nivel, después de alcanzar la final del torneo de Doha (Qatar).

Berdych, de 33 años, ausente en el segundo semestre 2018 por una lesión en la espalda, desplegó un tenis contundente a partir de su servicio certero, que apenas cedió una vez en todo el match, y un frondoso repertorio de tiros ganadores.

El ex número 4 del mundo, actualmente ubicado en el puesto 57 del ranking ATP, dominó el juego con una postura agresiva y obligó al argentino a defender muy desde el fondo de la cancha.

Schwartzman jugó un buen partido pero se quedó sin opciones frente a un rival que ya había eliminado al decimotercer preclasificado, el británico Kyle Edmund, en la ronda inicial.

Con esta derrota, el "Peque" no pudo igualar la actuación del año pasado, que fue su mejor presentación en el Melbourne Park, con su arribo a los octavos de final, instancia en la que cayó con el español Rafael Nadal.

El argentino había eliminado en las fases previas al alemán Rudolf Molleker, proveniente de la clasificación, y al estadounidense Denis Kudla.

Los cinco representantes del tenis argentino en el Abierto de Australia ya quedaron en el camino: Guido Andreozzi, Federico Delbonis y Guido Pella cayeron en primera ronda; Leonardo Mayer, en segunda y esta noche, Schwartzman, en tercera.

El tandilense Juan Martín Del Potro, número cinco del mundo, no se presentó en el Major australiano para terminar de recuperarse de una lesión en la rodilla derecha que sufrió el año pasado en el Masters de Shanghai. Su retorno está previsto el mes próximo en el ATP 250 de Delray Beach.

Nadal y Federer avanzan

El español y el suizo, segundo y tercer cabezas de serie del Abierto de Australia, superaron este viernes sin apenas esforzarse la tercera ronda del torneo, mientras en el cuadro femenino la ganadora de la competición el año pasado, la danesa Caroline Wozniacki cayó ante la rusa Maria Sharapova.

Nadal, que había elogiado al australiano Álex de Miñaur como "uno de los mejores del mundo", se paseó ante su rival de 19 años, al que derrotó por 6-1, 6-2, 6-4, y lo mismo hizo Federer frente al estadounidense Taylor Fritz (50º), al que se impuso por 6-2, 7-5, 6-2 en menos de hora y media.

El español, ganador de 17 títulos de Grand Slam, ganó a su rival (27º), en apenas 2 horas y 22 minutos, y se medirá en octavos de final al checo Tomas Berdych (57º), antiguo cuarto jugador del mundo.

A sus 19 años, De Miñaur mostró en varias ocasiones su reputación de luchador.

El australiano, que cursó escuela primaria en España, y que tiene madre española y padre uruguayo, salvó su primer servicio del partido tras más de diez minutos de combate, obligando a Nadal a batallar durante 23 minutos para liderar 2-1.

Esa cualidad de luchador la mostró de nuevo tras pelear durante quince minutos por mantener su saque al inicio del segundo set, que acabó perdiendo.

"Es un luchador excepcional", afirmó Nadal en relación a su rival. "Creo que es el jugador más rápido del circuito".

Pero De Miñaur estuvo lejos de poner en peligro al antiguo número uno mundial.

"He jugado un partido muy sólido, he sacado bien. Pienso que voy por el buen camino", estimó el español.

Nadal hizo en el Open de Australia su retorno a la competición tras poco más de cuatro meses fuera del circuito por diversas lesiones, tras su abandono en semifinales del US Open a principios de septiembre.

Federer imparable

Por su parte, Federer se medirá en octavos de final al joven griego Stefanos Tsitsipas (15º), que derrotó al georgiano Nikoloz Basilashvili (6-3, 3-6, 7-6 (9/7), 6-4). El suizo ganó sus tres primeros partidos sin perder en ningún set.

Federer terminó el primer parcial en solo veinte minutos sin cometer casi ninguna falta (solamente tres, tras doce juegos).

En el segundo fue un poco menos preciso frente a un adversario más activo, pero supo marcar la diferencia en el momento oportuno. Luego, aceleró de nuevo en el tercer set, para cerrar con 34 puntos ganadores contra 14 faltas directas, y un excelente porcentaje de éxito en sus primeras pelotas (93%).

"Quería tener un buen inicio y me sentí muy bien hoy", declaró el ex número 1 mundial.

Seis veces vencedor en el Abierto de Australia (2004, 2006, 2007, 2010, 2017 y 2018), Federer está en busca del centésimo trofeo de su carrera.

Regresa Sharapova

En el torneo femenino, la rusa Maria Sharapova, exnúmero 1 del mundo y hoy en la posición 30, venció a la danesa Caroline Wozniacki, tercera favorita, por 6-4, 4-6, 6-3, y se medirá en octavos a la australiana Ashleigh Barty (15ª).

Con 31 años, Sharapova obtuvo su primera victoria en casi un año y medio ante una jugadora que figura entre las cinco primeras del mundo. Su triunfo anterior había sido en agosto de 2017, en la primera ronda del Abierto de Estados Unidos, contra la rumana Simona Halep, que luego figuró entre el primer y segundo puesto entre las mejores tenistas.

Por su parte, la número dos mundial, la alemana Angelique Kerber, aplastó a la australiana Kimberly Birrell, por 6-1, 6- 0, en 58 minutos.

Kerber, ganadora en Melbourne hace tres años y que festejaba este viernes su 31 cumpleaños, se medirá en octavos a la estadounidense Danielle Collins (35ª).

Por su parte, la estadounidense Amanda Anisimova, de origen ruso, se convirtió en la primera tenista, hombre o muer, en alcanzar los octavos en un Grand Slam, tras vencer por 6-3, 6-2 a la bielorrusa Aryna Sabalenka (11ª).


Abierto de Australia Australian Open Berdych Schwartzman Tenis