POLICIALES

Otra vez detuvieron al árbitro Bustos por acercarse a jóvenes

El árbitro Martín Bustos, excarcelado hace algunos meses atrás por la Justicia en una causa por presunto abuso de menores, fue detenido en las últimas horas en Rosario, luego de hacerse pasar por un masajista y pautar un encuentro con jugadores de Inferiores de Newell's.

07/06/2019 10:59

1.316

Bustos fue aprehendido cuando había pactado un encuentro con los futbolistas juveniles, que ya habían dado conocimiento al Departamento de Psicología y la dirigencia de la "Lepra", que dio aviso a la Justicia.

Horas más tarde, Sebastián Carranza, vocero de la fiscalía de Rosario, reveló que Bustos "no se manejaba con su nombre real ni tampoco ficticio, sino por su nombre de pila".

"Había alquilado un departamento por unos días, en la zona del macrocentro de la ciudad de Rosario, se había pactado el encuentro en ese lugar para no alertarlo y fue detenido", explicó, sin dar demasiado detalle.

Según explicaron las fuentes consultadas, los especialistas decidieron "seguir el juego" de Bustos, que intentó avanzar en la situación y llegar a ver cara a cara a los jugadores que viven en la pensión del club rosarino, hasta concretar su detención.

Bustos fue detenido en marzo de 2018 acusado de formar parte de una banda que promovía el abuso de menores, donde él captaba chicos en las redes sociales, principalmente del club Independiente.

En septiembre pasado, quedó liberado luego que la Sala I de Lomas de Zamora cambió la carátula de "abuso sexual de menores" a "promoción a la corrupción de menores".

La Sala I entendió que existió consentimiento por parte de los jóvenes y como la pena mínima para esa clase de delito es de tres años ordenó la excarcelación.

La Justicia se dispone a elevar el expediente a juicio oral con quince casos probados y seis personas procesadas, entre ellos Bustos.

Además, están involucrados el relacionista público Leonardo Cohen Arazi, mencionado por uno de los jóvenes; el representante de jugadores, Alberto Ponte; el administrador de consorcios, Alberto Dal Cin, acusado por una víctima; el organizador de torneos amateurs, Juan Díaz Vallone, también mencionado por un joven, y el empleado de comercio Silvio Fleytas, en la mira por reclutar y abusar de los futbolistas.

El comunicado de Newell's

La Comisión Directiva de Newell's emitió un comunicado en el que detalló que el miércoles pasado detectó una "amenaza de tipo grooming -o engaño pederasta- a través de redes sociales contra la integridad de algunos chicos de las divisiones inferiores de la institución".

A través de la aplicación de los protocolos internos del club, se "desactivó en forma inmediata", porque "personal del departamento de psicología asisten a los chicos de las divisiones inferiores las 24 horas del día".

"Realizan controles permanentes que se integran en los procesos educativos para el desarrollo deportivo, cultural y psicológico de estos y, además, gestionan un plan de concientización sobre riesgos y situaciones latentes a las que están expuestos en redes sociales e internet", detalló el comunicado.

Además, la Comisión Directiva y toda la comunidad rojinegra agradeció "la celeridad en la actuación y colaboración de las partes afectadas, los sectores internos del club, la justicia y la policía, que realizaron un trabajo conjunto, coordinado y comprometido, que culminó con la identificación y detención del responsable de estas amenazas".

El psicólogo de Newell's detectó el caso

El licenciado Julián Pagliarecci, el psicólogo de Newell´s que detectó el grooming reveló que Bustos, haciéndose pasar por un masajista, contactó a otro jugador pero no llegó avanzar sobre un posible encuentro.

Pagliarecci explicó cómo se enteró de la situación que afectó a un futbolista de 13 años, que al momento del contacto estaba lesionado y en búsqueda de un kinesiólogo que lo ayudara en su recuperación.

"Me entero porque me muestra el chico el mensaje que era sospechoso, la iniciativa de mostrármelo fue de él. ´Mirá, Chino (así apodan a Pagliarecci) me llegó esto´, me dijo", afirmó.

En ese momento, el licenciado en psicología que trabaja en la "Lepra" desde 2017 le pidió permiso para ser él quien continuara con la charla.

Así, el jueves por la mañana coordinó el encuentro para esa nochey, una vez que estaba confirmado, dio aviso a la Policía y la Fiscalía de Rosario.

Hasta ese momento, nadie sabía que se trataba de Martín Bustos, el mismo árbitro que había estado detenido varios meses por un hecho similar con al menos quince futbolistas de Independiente.

"Cuando fuimos a la Fiscalía, el abogado del club lo conocía, porque anteriormente era árbitro. Vio una foto que le había mandado Bustos al chico durante la conversación y lo reconoció, por lo que empezaron a investigar", indicó.

Por último, Pagliarecci explicó que no hubo una situación similar con otro integrante de las Inferiores de Newell´s, pero sí un primer contacto.

"Bustos le preguntó al jugador de 13 años si había otro compañero lesionado, le pasó el número de otro chico y hubo un mensaje de presentación, pero quedó ahí, no volvió a escribirle", concluyó.