POLICIALES

Ingresó a Madryn a la fuerza, se fugó, hirió a un comisario y fue detenido en Arroyo Verde

Un hombre oriundo de Córdoba protagonizó una violenta incursión con su auto, en el que iban dos hijos adolescentes. La huida se extendió por varias horas. Por la noche arrastró a un comisario 15 metros por la Ruta 3 luego de cerrar la ventanilla con el brazo adentro. Y se resistió al arresto en límite con Río Negro. Por si fuera poco, sufrió vómitos en la comisaría y nueve efectivos quedaron aislados por precaución.

31/05/2020 13:22

11.316

Un inusual hecho ocurrió este sábado en Puerto Madryn, con una persona que se resistió varias veces a ser detenido cuando iba en un auto junto a dos hijos adolescentes, y luego de varias horas de persecución fue detenido en el puesto de Arroyo Verde, en el límite de Chubut y Río Negro.

Además, se supo que ya en la comisaría, durante la madrugada, sufrió vómitos y entonces las autoridades sanitarias y policiales decidieron aislar nueve policías que tuvieron contacto con el detenido.

Todo comenzó por la tarde, cuando el hombre, oriundo de Córdoba e identificado después como Walter Daniel Caballero, de 43 años, se fugó de un control policial en el acceso a Puerto Madryn, sin mostrar ningún permiso de circulación ni explicar cuáles eran los motivos para ingresar a la ciudad.

El hombre circulaba en una Ford Escort familiar y después de varias horas de circular por la ciudad del Golfo volvió a salir raudamente con dirección al norte, esquivando otra vez el control policial, tirando los conos colocados para detener al tránsito.

Alrededor de las 21:20 del sábado, a la altura de la balanza de camiones ubicada a unos 10 kilómetros de la Subcomisaría de Arroyo Verde, el Escort fue divisado por otra comisión policial, que ya estaba alertada de la situación.

Cuando detuvo su marcha, un comisario presente en el lugar comenzó a hablar con el conductor para que descienda del vehículo y sea identificado. El jefe policial le advirtió el peligro que significaba circular con dos menores de edad a bordo, y cuando extendió su brazo para recibir un presunto permiso de circulación, el conductor cerró bruscamente la ventanilla y volvió a acelerar, arrastrando al comisario unos 15 metros por la cinta asfáltica, hasta que logró zafar de la situación y cayó sobre la Ruta 3 con lesiones en su brazo.

Inmediatamente se dio aviso al puesto de Arroyo Verde, en donde la Policía esperó la llegada del Escort, inclusive con la colaboración de camioneros, que cruzaron sus camiones para impedir que pase por el lugar.

Finalmente, el conductor frenó en el control, se bajó del auto pero se resistió al arresto, lesionando a varios policías que estaban en el lugar.

La fiscal de turno dispuso que el hombre quedara detenido por desobediencia, daños, atentado y resistencia a la autoridad, además de lesiones. Mientras que sus dos hijos, de 14 y 13 años, dispuso su entrega a la madre, que reside en Trelew.

Pero la historia tiene un capítulo más: cuando Caballero estaba detenido en la comisaría, comenzó con vómitos, lo cual generó una atención médica que dispuso, por precaución, realizarle un test de Covid-19 que tendrá resultados en las próximas horas. Asimismo, se dispuso que nueve efectivos que tuvieron contacto con el detenido queden aislados de manera preventiva en el Hotel Deportivo de la ciudad de Rawson.