PROVINCIA

Por el maltrato a una diputada, desplazan a policías

Aunque está exceptuada, Policía le labró un acta a la diputada Zulema Andén. Regresaba a su ciudad, Esquel, y quiso obligarla a aislarse.

19/06/2020 02:00

“Ratas”. Así calificó la diputada a los responsables de lo que identificó como operaciones en su contra, que incluyeron el incidente con Policía.

3.354

La diputada provincial del Interbloque de Chubut al Frente, Zulema Andén, explicó cómo fue el episodio del miércoles por la noche en la portada de ingreso a Esquel por la ruta 259, cuando la legisladora arribó junto a su hijo, y tras haber sido habilitada para entrar y ya en su domicilio de barrio Matadero, fue llamada para ser notificada de que ambos debían cumplir cuarentena de 14 días.

Andén tiene posibilidad de trasladarse por que como todos los integrantes del Poder Legislativo, Ejecutivo y Judicial, están exceptuados por un decreto presidencial. Deben cumplir con todas normas impuestas en su manejo social pero tienen la autorización de hecho para transitar y cumplir con sus tareas.

Cronología

Andén contó que por su función estuvo tres semanas en Rawson. Su hijo de 26 años es paciente oncológico y regresó en micro de Córdoba para encarar una etapa de recuperación en Esquel. Pero antes cumplió cuarentena en la vivienda oficial de ella. Tras los 14 días de aislamiento, el joven asistió a un médico que certificó que no tenía inconvenientes de salud. En la capital se hizo otros estudios pedidos por su médica, y recién organizaron el viaje a la cordillera.

“Es mi segundo mandato como diputada, y es la primera vez que uso un vehículo oficial para viajar”, recalcó la legisladora. Añadió que su hijo cumplió con toda la documentación y permisos para trasladarse.

A las 11 del miércoles partieron hacia Esquel. “Con mis 67 años manejé todo el trayecto el vehículo oficial, con todas las precauciones. Llegamos a Tecka habiendo pasado todos los controles policiales sin problemas, porque teníamos todo en orden, desde la documentación del vehículo a mi credencial”, narró Andén.

En esa localidad, a 100 kilómetros de Esquel, en el retén policial le comunicaron que debía regresar a Rawson por orden del jefe de la Unidad Regional de Policía, comisario mayor Víctor Acosta. La diputada lo llamó y el jefe le transmitió que no podía seguir hacia Esquel por cumplimiento al Decreto de Necesidad y Urgencia del gobernador Mariano Arcioni. No obstante, la dejó pasar luego de 45 minutos de espera.

En la portada de Esquel fueron interceptados por personal policial, y después de verificar la documentación y permiso de circulación, les dieron el ingreso a la ciudad. Eran las 17.30. Horas después llamaron a su hijo desde la portada para que se presentara para ser notificado de la cuarentena que debe cumplir. Andén lo acompañó, y también fue notificada de la medida con un acta en formato de cédula. Los escoltaron policías en motos hasta el domicilio, una situación inusual.

Enojo

La dos veces concejal en Esquel dijo que en su vida debió hacer mucho sacrificio. “No me la creo, soy la de siempre; soy diputada de manera circunstancial y quiero ayudar a la gente”.

Andén afirmó que se cansó porque “no voy a ser irresponsable”, en relación a su incorporación al Interbloque. “No tengo nada ni me interesa; no estoy por la plata. No puede ser que haya gente perversa que conciba a la política de una forma dañina. No robé, no estafé; soy una ciudadana más”.

Sugirió que hay una operación política en su contra porque hasta aparecieron pintadas. “Hay funcionarios que se creen más funcionarios que todos, cuando hoy están y mañana no saben porque el pueblo es soberano, y pone y saca”. Según advirtió, “no voy a ser responsable de la irresponsabilidad de los demás”. Enfatizó que la salud, la seguridad y la docencia están mal, y que en los barrios hay hambre y cada vez más merenderos. “El pueblo chubutense está mal y pobre”.

Andén disparó que “lo voy a seguir diciendo porque me fortalece y aunque me persigan”. Subrayó que “hay ratas que entienden a la política ensuciando a la gente. Que me persigan, está todo bien porque estoy sometida a la voluntad y la demanda del pueblo. No voy a levantar la mano por levantarla”.

Por la mañana le llamó el ministro de Seguridad, Federico Massoni. “Pero lo hizo por el escandalete que se armó, porque cuando vienen a Esquel ni nos enteramos”.

La situación de la diputada provincial pone ahora en duda el resto de los movimientos que realizan habitualmente otros integrantes del Poder Legislativo, como así también funcionarios, ministros y hasta el gobernador, que suelen viajar amparados por la excepción que les cabe desde el 20 de marzo, cuando el presidente Alberto Fernández decretó el Aislamiento Social, Preventivo y Obligatorio.

“Es inexplicable”, dijo Massoni

El ministro de Seguridad, Federico Massoni, dijo que el incidente con la diputada Zulema Andén significa “un desconocimiento total de la norma por parte de los efectivos que tomaron intervención”. Y explicó que “está exceptuada” de cumplir con el aislamiento.

“Es inexplicable y ya hemos tomado las medidas del caso”, sostuvo. “Desde el momento en que tomé conocimiento de lo que había ocurrido me comuniqué con el Jefe de Unidad correspondiente para que, en forma inmediata, realice el apartamiento de los agentes que han actuado sin tener conocimiento de lo que es la norma”, indicó Massoni. Además solicitó que “se instruya, a través de una circular, para que todos tengan el conocimiento de cuál es la norma que deben aplicar”.

Manifestó que “si bien somos estrictos tenemos que estar enmarcados dentro de la Ley, que establece quienes están exceptuados de cumplimiento de la cuarentena, y la diputada provincial está exceptuada”, por lo que “todo lo que realizaron fue en vano, generando un perjuicio, no solo haciéndole perder el tiempo a la diputada, sino también generando hostilidad y un marco social que no es el apropiado”.