POLICIALES

Suspenden juicio porque el acusado no se hizo presente

Se trata de Rubén Pérez, imputado por un homicidio culposo en un siniestro vial ocurrido en mayo de 2018 donde falleció una persona. La suspensión la decidió el juez Zaratiegui.

15/12/2020 02:00

César Zaratiegui. Juez de la causa.

1.094

El juez de garantías César Zaratiegui dispuso suspender el juicio oral y público porque el único imputado no estaba presente en la sala de la Oficina Judicial de Rawson aunque sí estaba conectado por el sistema de video conferencia. Se trata de Rubén Pérez, que conduciendo una camioneta, originó un accidente que produjo la muerte de Matías Galech, cuando ambos y otras personas más se conducían por la ruta 25 entre Trelew y Rawson.

Pérez se encontraba en Puerto Deseado y la Oficina Judicial de Rawson había coordinado todos los aspectos técnicos para que el imputado participe del debate a través del sistema de videoconferencia, cuestión que mereció una serie de reparos técnicos y procesales por parte del juez a cargo de conducir la audiencia.

La audiencia que se había iniciado a las 9 con la presencia de algunas de las partes en la Oficina Judicial de Rawson y otras desde sus domicilios por el sistema de video conferencia, tuvo poco tiempo de duración ante la firme postura de Zaratiegui. No es la primera vez que el magistrado cuestiona esta nueva modalidad, especialmente cuando el debate se encuentra en la etapa culminante de juicio oral y público, señaló una gacetilla de la Fiscalía

Se trata del caso que tiene sentado en el banquillo de los acusados a Pérez por el delito de homicidio culposo simple. El imputado conducía una camioneta que al volcar el 18 de mayo de 2018 produjo la muerte de uno de sus empleados de 22 años, cuando se dirigían a trabajar desde Puerto Madryn hacia una planta procesadora de pescado en el Puerto de Rawson. El accidente se produjo cuando transitaban entre Trelew y Rawson por la ruta 25.

Pérez conducía la camioneta Chevrolet S10 doble cabina con destino final la planta Conarpesa. Llevaba cinco ocupantes. El despiste, derrape y vuelco (se estima que dio dos tumbos), se produjo en plena recta a unos 7 kilómetros desde Trelew por la ruta 25. Las pericias determinaron que el vuelco se debió a fallas humanas por parte del conductor. El control de alcoholemia dio negativo.

En la acusación el fiscal Osvaldo Heiber indicó que Pérez actuó de manera “negligente debido a la falta de atención, cuidado y prevención que lo llevó a la pérdida efectiva del control del rodado”.

La mayoría de los ocupantes iba durmiendo, según destacaron en sus respectivos testimonios. Ahora la audiencia deberá ser reprogramada.