PAÍS & MUNDO

"El Mercosur es el instrumento más importante", asegura el canciller Solá

El canciller Felipe Solá sostuvo hoy que el Mercosur es "el instrumento más importante de acuerdo con el mundo" y el "más relevante de los últimos 30 años que ha tenido la Argentina hacia afuera de sus fronteras", en tanto que destacó que el bloque "no se paralizó y superó discusiones complejas".

15/12/2020 16:26

579

Así lo afirmó durante su exposición en la LVII Reunión del Consejo del Mercado Común (CMC) de los Estados Partes del Mercosur y Asociados, encuentro previo a la cumbre de mandatarios que se realizará mañana, en la que Argentina iniciará la presidencia pro tempore del bloque regional.

Al inicio de su discurso y ante a sus pares de Brasil, Paraguay, Uruguay y Bolivia, Solá destacó que "hace 30 años el Mercosur se planteó metas muy ambiciosas y no todas se han podido lograr, aunque haya sido un gran acuerdo desde el punto de vista comercial y de acercamiento de nuestros países".

"Nos ha pacificado, por ejemplo. Ya no hay ninguna hipótesis de conflicto entre nosotros a diferencia de cuando se constituyó el bloque", remarcó el canciller, que estuvo acompañado por los secretarios, de Relaciones Exteriores, Pablo Tettamanti; de Relaciones Económicas Internacionales, Jorge Neme y el jefe de Gabinete de la Cancillería Guillermo Justo Chaves, entre otros funcionarios del Palacio San Martín.

Tras felicitar a Uruguay por su tarea en el último semestre, donde ocupó la presidencia del bloque en medio de la pandemia de coronavirus, el canciller argentino celebró que, en ese escenario, "el Mercosur no se paralizó y superó discusiones complejas, difíciles, con una actitud política escapándose de lo dogmático para encontrar acuerdos".

En ese marco, el titular del Palacio San Martín habló del papel que el país le asigna al bloque: "Reafirmo que para nosotros el Mercosur es el instrumento más importante de acuerdo con el mundo", dijo Solá.

Durante la reunión que se desarrolló en forma virtual, Solá destacó que también se trata del "instrumento político más relevante de los últimos 30 años, que ha tenido la Argentina hacia afuera de sus fronteras para revitalizar su comercio, para influir en la vida de sus habitantes, para generar empleo, para mejorar su integración física, incluir en la educación, cultura, ciencia, política migratoria".

El canciller explicó que en su presidencia pro tempore "la Argentina pondrá su máxima voluntad y buena fe, teniendo en cuenta las necesidades del otro" porque "entre socios hay que saber ponerse en los zapatos del otro".

"Es cada vez más importante que aun en recesión, sin saber cuánto crecerán nuestras economías, pongamos la mejor voluntad para entender hacia dónde se proyecta la economía de cada país. Lo que le pase a un brasileño, un uruguayo o un paraguayo le debe importar a un argentino, y así con todos", completó.

Además, propuso recuperar "ese espíritu del acuerdo" original celebrado hace casi 30 años porque es el que hay que "revitalizar y mantener absolutamente vigente".

El canciller también pidió "relanzar el foro empresarial del bloque, y que en el futuro incluya a dirigentes sindicales y movimiento sociales" para sumarse a los debates.

Propuso asimismo "una discusión sobre nosotros y el mundo a 30 años del Mercosur", con una convocatoria a universidades y expertos que aporten su mirada sobre su evolución y futuro del bloque regional.

Finalmente, Solá repitió su idea de que "el Mercosur es una política de Estado que se mantiene contante más allá de cambios que pueda haber de los colores políticos".

También confirmó que seguirán adelante con la idea de "fortalecer el bloque con la incorporación de otros estados hermanos", entre los que mencionó a Bolivia.

"Es un deseo de Argentina muy especial, que creo compartido por la mayoría", concluyó sobre su incorporación como socio pleno.

En el encuentro, el canciller también estuvo acompañado por el subsecretario de Asuntos de América Latina, Juan Valle; la subsecretaria del Mercosur y Negociaciones Económicas Internacionales, Rossana Surballe, y el embajador en Uruguay Alberto Iribarne.