POLICIALES

Robaron más de mil dosis de Clonazepam que eran para el Hospital Regional de Comodoro

El medicamento desapareció en la cadena de transporte. La Justicia no descarta que hayan ido a un mercado clandestino.

08/06/2021 02:00

2.084

La jueza de Comodoro Rivadavia, Mariel Suarez indicó que los allanamientos realizados en la empresa Ocasa en el el marco de la desaparición de más de mil dosis de clonazepan, faltantes de la Farmacia del Hospital Regional de esa ciudad no implican hasta ahora responsabilidad alguna de la empresa. “Aunque podría tratarse de algún acto irregular de un empleado”.

El hecho se investiga en el marco de una denuncia realizada el viernes 4 desde el Hospital y abarcaba originalmente de seiscientas a mil dosis que no se sustrajeron del lugar sino que habrían desaparecido durante su transporte. “Se allanó a la empresa porque es la que tiene a cargo la distribución del medicamento que el hospital nunca recibió estos remedios. Cotejaron los listados con los envíos que recibieron y ahí descubrieron el faltante y denunciaron ante el Ministerio Público Fiscal.”.

Respecto al procedimiento de rigor, Suárez indicó que tras realizarse una serie de entrevistas por parte de la Brigada de Investigaciones se avanzó con el pedido de allanamiento. “Suponíamos que no íbamos a encontrar las dosis aunque puntualmente lo que buscamos con el allanamiento era información que nos lleve a esclarecer las circunstancias por las cuales las dosis no llegaron al hospital Regional. Todo lo que estaba alojado en las computadoras y en los teléfonos de los empleados puede sernos útiles para conocer las circunstancias”. La jueza a cargo no descartó que pudiera darse algún tipo de relación con el robo de una sustancia opiacia que también sufrió el hospital Regional en marzo pasado. “Ambos medicamentos pueden tener destino en el mercado negro de estupefacientes. Hay que dilucidar qué fue lo que pasó. Un faltante tiene un sentido y un porqué, muchos delitos están atravesados por el consumo ilegal, sin receta”, advirtió la jueza en diálogo con el programa “Fase Cero” de Cadena Tiempo Comodoro.

“Que hayamos allanado –insistió- no quiere decir que la empresa sea responsable, puede ser puntualmente algún empleado. Creemos que éste tipo de elementos debería tener un tratamiento específico y medidas de custodia especiales aunque la logística del Ministerio quizás no dé para esto y lo derive a un transporte privado. Los usuarios deben presentar doble receta archivada para acceder al medicamento por lo que las medidas de resguardo deberían ser acordes”.

Destacó que la investigación está en curso y que aún no puede considerarse una carátula o una figura legal. “No hay una figura establecida, es la averiguación del delito. La evidencia digital se usa para descubrir un delito común pero requiere de recursos humanos; de software y hardware específicos. Analizar un tera requiere de 96 horas seguidas. No todo depende de las cuestiones procesales sino también de las reales y materiales”.

El caso continuará en la investigación específica del material secuestrado por los expertos informáticos.

Mariel Suárez. Jueza de la causa.

Mariel Suárez. Jueza de la causa.