SOCIEDAD

La ola de calor en el hemisferio norte provoca incendios en Grecia e Italia

La ola de calor en el hemisferio norte provocó una serie de incendios en Europa, donde el fuego arrasa el noroeste de la península del Peloponeso, en Grecia, y obligó a los bomberos del sur de Italia a realizar unas 800 intervenciones en esa región para evitar que las llamas se propaguen.

01/08/2021 11:45

669

Según el Sistema Europeo de Información sobre Incendios Forestales (EFFIS), las hectáreas afectadas por el fuego en Grecia eran 13.511.

"La catástrofe es inmensa", aseguró Dimitris Kalogeropoulos, alcalde de Aigialeias, una de las aldeas cercanas al incendio en la península del Peloponeso, cerca de la ciudad de Patras.

Esta región, donde la mayor parte de sus habitantes vive de la agricultura, es una de las más afectadas por la ola de calor que desde el viernes afecta Grecia, con temperaturas que alcanzaron los 44 grados, según según AFP.

En Italia, los bomberos lograron controlar más de 800 focos de incendios en apenas 24 horas, luego de que la ola de calor, con temperaturas que superaron también los 40 grados, provocara sequías en el sur del país.

Las ciudades más afectadas fueron Bari (Apulia) y Catania y Palermo (Sicilia).

"En las últimas 24 horas los bomberos efectuaron más de 800 intervenciones: 250 en Sicilia, 130 en Apulia y Calabria, 90 en Lacio y 70 en Campania", informaron los bomberos italianos en su cuenta de Twitter.

"El trabajo de los equipos continúa en Catania, Palermo y la zona de Siracusa", agregó el tuit.

Además, este fin de semana 20.000 hectáreas de bosque y olivos fueron arrasadas por el fuego en Oristano, en la isla de Cerdeña.

En paralelo, el norte de Italia registra fuertes tormentas con granizo. Según informó hoy la Confederación Nacional de Agricultores, Coldiretti, "en Lombardía en la zona de Como en el Lario en la zona de Lenno hay pérdidas de cosecha de hasta el 80% en los olivares de las empresas".

"Este es solo el último capítulo de un verano marcado hasta ahora por 789 eventos extremos que incluyen bombas de agua, tornados, granizadas y tormentas violentas a lo largo de toda la península", agregó la Confederación.

En Grecia, todavía no hay cifras oficiales sobre los daños provocados por los incendios pero, de acuerdo a la prensa local, el fuego consumió olivares enteros en la región de Ziria, donde la agricultura es el medio de subsistencia de buena parte de la población.

Allí, ocho personas tuvieron que ser hospitalizadas con problemas respiratorios y quemaduras, según los servicios de protección civil.

"¡Dormimos en el exterior, aterrados ante la idea de que ya no tendríamos casa cuando nos despertáramos!", contó un habitante de la aldea de Labiri a la televisión griega Skai.

En la localidad costera de Loggos, el paseo marítimo tuvo que ser evacuado y la la policía local se ocupó de trasladas a un centenar de vecinos y turistas al puerto de Aigio, a pocos kilómetros de distancia.

El domingo de madrugada, casi 300 bomberos, con 77 camiones, dos bombarderos de agua y cinco helicópteros, seguían luchando para apagar las llamas.

"La situación actual es mejor que la del sábado" y los bomberos consiguieron salvar "un centenar de propiedades", comentó el ministro de Protección Ciudadana, Michalis Chryssochoïdis, quien acudió al lugar para evaluar los daños, agregó AFP.

Aunque la mayoría de los focos logran apagarse rápidamente, desde el sábado, fueron reportados 58 incendios forestales en el Peloponeso, provocados por la ola de calor y aumentados por los bosques secos.

Hace unos días, un incendio devastó el monte Penteli, en los alrededores de Atenas.