Mujeres santiagueñas en la política: cinco fueron elegidas intendentas

Ellas son cinco, militaron desde jóvenes, tienen un fuerte compromiso social con sus comunidades y en las últimas elecciones municipales de Santiago del Estero se consagraron intendentas, algunas haciendo historia en sus pueblos como las primeras mujeres electas en ese cargo.

15 AGO 2022 - 18:47

Ninguna dudó, en diálogo con Télam, en mostrar su orgullo y el gran trabajo que hicieron para llegar a ocupar sus cargos.

Norma Fuentes fue la primera mujer intendenta de la capital santiagueña y en la elección del domingo pasado logró su reelección con 59 años; por su lado, Belén Abdala, de 37 años, también hace historia al haber ganado los comicios en Forres, departamento Robles, donde se consagró como primera jefa comunal de su pueblo; igual situación es la de Nora Beatriz Roldán en la ciudad de Los Telares, departamento Salavina, de 39 años.

Las ciudades de Pampa de los Guanacos y Ojo de Agua ya tuvieron intendentas mujeres en sus historias, y ahora dos militantes de años ocuparán el sillón de los municipios: María Ferreyra, de 41 años y madre de dos hijos, y Mónica Bustamente, de 57 años y médica cardióloga, respectivamente.

Para ninguna ellas fue fácil llegar a ocupar un cargo en la política. "Si bien las mujeres estamos un poco mejor a nivel social, siempre a la mujer le ha costado mucho más llegar, no solo en los espacios políticos, sino también en el trabajo, o lograr igual remuneración por igual trabajo", dijo a Télam Bustamente, intendenta electa de Ojo de Agua.

"Es una lucha constante que tenemos como mujeres, pero está dando sus resultados y eso me entusiasma, me parece muy valorable que en estas últimas elecciones haya un buen grupo de mujeres que hayan accedido al cargo de la intendencia", consideró.

La jefa comunal electa planteó que "la mujer tiene otra mirada, incluso en la gestión, es importante la tecnicidad, el orden, la gestión por sí misma, pero también es importante aportar ese plus de mirada humana, de mirada de sensibilidad de mujer, lo cual no es un dato menor, ya que hace que la gestión se humanice como toda actividad".

En ese sentido ejemplificó: "Yo soy médica y ser buen médico, tener una buena base científica es importante, pero si el médico no está humanizado, la medicina se vuelve algo poco útil para el paciente" y así también en la política.

Por su lado, la intendenta reelecta de la capital, Norma Fuentes, expresó que "es un gran avance que en estas elecciones que se han producido el domingo haya nuevas intendentas mujeres, porque la mirada nuestra es muy importante como hecho histórico".

"Yo soy la primera mujer intendenta en la ciudad capital y para mí es un orgullo que tengamos la oportunidad de sumar una mirada que es complementaria, si bien yo formo parte de la familia municipal, soy empleada municipal e ingeniera civil, tiene que ver mucho con la mirada que uno tiene sobre la inclusión y el medio ambiente, que son ejes que he incorporado al municipio con mucho énfasis y convicción de que es el camino que uno debe seguir para transformar realidades", añadió.

En ese sentido dijo que "para poder transformar realidades uno debe estar y ser parte de un gobierno" y agregó que "a veces la política tiene que ver con que algunos partidos políticos o mensajes desaparecen, pero las ideologías nunca desaparecen".

Por lo tanto pidió a las mujeres y jóvenes "que se involucren en la política, porque lo peor que uno puede hacer es no involucrarse", ya que es importante "tener voz" como así también "las nuevas energías, pensamientos, ideas de los jóvenes" porque "la política es la única herramienta de transformación de la realidad y de una sociedad".

"Es la oportunidad de poder entregar a la sociedad ese voto de confianza y devolverle con acciones concretas y ese es el compromiso que tenemos", enfatizó Fuentes.

A su vez, María Ferreyra, de Pampa de los Guanacos, quien es la segunda mujer que ocupa ese cargo en su ciudad, manifestó que "la mujer siempre toma todo con más responsabilidad, lo siente más, le llegan más las necesidades por lo que trata de ir y solucionarlas, como se dice poner el pecho para solucionar los problemas".

"Creo que a partir de ahí la mujer ha comenzado a resaltar más en el ámbito político, ya que nos comprometemos más, tratamos de hacer más cosas y que lo que se haga perdure en el tiempo", sostuvo.

Ferreyra indicó que aún faltan batallas por ganar y para eso "hay que seguir trabajando, dando lo mejor como mujeres" y resaltó que en estas últimas elecciones "muchas mujeres hemos estado como candidatas, algo que antes no existía porque solo los hombres terminaban en cargos políticos y nosotras la veíamos de afuera".

"Como militante pensaba que era imposible llegar a un cargo, lo veíamos muy de lejos, pero cuando una trabaja, se involucra, lo ves más cerca y por eso hay que seguir luchando", remarcó.

Belén Abdala, su vez, consideró que "a las mujeres, en estos tiempos aún nos cuesta muchísimo, aunque no parezca" y agregó que ella milita hace mucho tiempo por lo que observa que "hay puertas que todavía no se abren del todo" y ahí es donde "una tiene que ser inteligente y buscar estrategias".

"Tantos años de lucha y de puertas cerradas han hecho que una estudie mucho para que hoy por tengamos la oportunidad de trabajar por y para la gente, en mi caso de mi querido Forres", manifestó.

Por su parte, Nora Roldán, intendenta electa por Los Telares, expresó que "ganar esta elección para mí ha sido muy importante, por ser la primera mujer intendenta de mi ciudad", lo que "me pone muy contenta y a la vez agradecida con la gente que me ha dado su apoyo, es algo muy valioso".

En ese sentido sostuvo que "la militancia de la mujer es muy importante" en la actualidad, donde la sensibilidad, la empatía y el trabajo social son necesarios para "poder ayudar a quienes lo necesiten".

Todas tienen sus proyectos y desafíos por delante en los próximos cuatro años de gestión. Cada una de ellas remarca la importancia del trabajo social, aunque también incorporan a sus proyectos la educación, salud, vivienda, medio ambiente, trabajo, economía local y sobre todo buscar igualdad de oportunidades para todos los vecinos.

15 AGO 2022 - 18:47

Ninguna dudó, en diálogo con Télam, en mostrar su orgullo y el gran trabajo que hicieron para llegar a ocupar sus cargos.

Norma Fuentes fue la primera mujer intendenta de la capital santiagueña y en la elección del domingo pasado logró su reelección con 59 años; por su lado, Belén Abdala, de 37 años, también hace historia al haber ganado los comicios en Forres, departamento Robles, donde se consagró como primera jefa comunal de su pueblo; igual situación es la de Nora Beatriz Roldán en la ciudad de Los Telares, departamento Salavina, de 39 años.

Las ciudades de Pampa de los Guanacos y Ojo de Agua ya tuvieron intendentas mujeres en sus historias, y ahora dos militantes de años ocuparán el sillón de los municipios: María Ferreyra, de 41 años y madre de dos hijos, y Mónica Bustamente, de 57 años y médica cardióloga, respectivamente.

Para ninguna ellas fue fácil llegar a ocupar un cargo en la política. "Si bien las mujeres estamos un poco mejor a nivel social, siempre a la mujer le ha costado mucho más llegar, no solo en los espacios políticos, sino también en el trabajo, o lograr igual remuneración por igual trabajo", dijo a Télam Bustamente, intendenta electa de Ojo de Agua.

"Es una lucha constante que tenemos como mujeres, pero está dando sus resultados y eso me entusiasma, me parece muy valorable que en estas últimas elecciones haya un buen grupo de mujeres que hayan accedido al cargo de la intendencia", consideró.

La jefa comunal electa planteó que "la mujer tiene otra mirada, incluso en la gestión, es importante la tecnicidad, el orden, la gestión por sí misma, pero también es importante aportar ese plus de mirada humana, de mirada de sensibilidad de mujer, lo cual no es un dato menor, ya que hace que la gestión se humanice como toda actividad".

En ese sentido ejemplificó: "Yo soy médica y ser buen médico, tener una buena base científica es importante, pero si el médico no está humanizado, la medicina se vuelve algo poco útil para el paciente" y así también en la política.

Por su lado, la intendenta reelecta de la capital, Norma Fuentes, expresó que "es un gran avance que en estas elecciones que se han producido el domingo haya nuevas intendentas mujeres, porque la mirada nuestra es muy importante como hecho histórico".

"Yo soy la primera mujer intendenta en la ciudad capital y para mí es un orgullo que tengamos la oportunidad de sumar una mirada que es complementaria, si bien yo formo parte de la familia municipal, soy empleada municipal e ingeniera civil, tiene que ver mucho con la mirada que uno tiene sobre la inclusión y el medio ambiente, que son ejes que he incorporado al municipio con mucho énfasis y convicción de que es el camino que uno debe seguir para transformar realidades", añadió.

En ese sentido dijo que "para poder transformar realidades uno debe estar y ser parte de un gobierno" y agregó que "a veces la política tiene que ver con que algunos partidos políticos o mensajes desaparecen, pero las ideologías nunca desaparecen".

Por lo tanto pidió a las mujeres y jóvenes "que se involucren en la política, porque lo peor que uno puede hacer es no involucrarse", ya que es importante "tener voz" como así también "las nuevas energías, pensamientos, ideas de los jóvenes" porque "la política es la única herramienta de transformación de la realidad y de una sociedad".

"Es la oportunidad de poder entregar a la sociedad ese voto de confianza y devolverle con acciones concretas y ese es el compromiso que tenemos", enfatizó Fuentes.

A su vez, María Ferreyra, de Pampa de los Guanacos, quien es la segunda mujer que ocupa ese cargo en su ciudad, manifestó que "la mujer siempre toma todo con más responsabilidad, lo siente más, le llegan más las necesidades por lo que trata de ir y solucionarlas, como se dice poner el pecho para solucionar los problemas".

"Creo que a partir de ahí la mujer ha comenzado a resaltar más en el ámbito político, ya que nos comprometemos más, tratamos de hacer más cosas y que lo que se haga perdure en el tiempo", sostuvo.

Ferreyra indicó que aún faltan batallas por ganar y para eso "hay que seguir trabajando, dando lo mejor como mujeres" y resaltó que en estas últimas elecciones "muchas mujeres hemos estado como candidatas, algo que antes no existía porque solo los hombres terminaban en cargos políticos y nosotras la veíamos de afuera".

"Como militante pensaba que era imposible llegar a un cargo, lo veíamos muy de lejos, pero cuando una trabaja, se involucra, lo ves más cerca y por eso hay que seguir luchando", remarcó.

Belén Abdala, su vez, consideró que "a las mujeres, en estos tiempos aún nos cuesta muchísimo, aunque no parezca" y agregó que ella milita hace mucho tiempo por lo que observa que "hay puertas que todavía no se abren del todo" y ahí es donde "una tiene que ser inteligente y buscar estrategias".

"Tantos años de lucha y de puertas cerradas han hecho que una estudie mucho para que hoy por tengamos la oportunidad de trabajar por y para la gente, en mi caso de mi querido Forres", manifestó.

Por su parte, Nora Roldán, intendenta electa por Los Telares, expresó que "ganar esta elección para mí ha sido muy importante, por ser la primera mujer intendenta de mi ciudad", lo que "me pone muy contenta y a la vez agradecida con la gente que me ha dado su apoyo, es algo muy valioso".

En ese sentido sostuvo que "la militancia de la mujer es muy importante" en la actualidad, donde la sensibilidad, la empatía y el trabajo social son necesarios para "poder ayudar a quienes lo necesiten".

Todas tienen sus proyectos y desafíos por delante en los próximos cuatro años de gestión. Cada una de ellas remarca la importancia del trabajo social, aunque también incorporan a sus proyectos la educación, salud, vivienda, medio ambiente, trabajo, economía local y sobre todo buscar igualdad de oportunidades para todos los vecinos.


NOTICIAS RELACIONADAS