Un comedor barrial podría cerrar por falta de respuesta del municipio

Desde la Junta Vecinal del barrio Chanico Navarro señalaron que la Municipalidad de Esquel redujo los suministros de alimentos a pesar del aumento en la demanda.

21 JUN 2024 - 11:27 | Actualizado 21 JUN 2024 - 11:57

Los comedores barriales de Esquel siguen con dificultades para atender la demanda de vecinos. Elida Melín, presidenta de la Junta Vecinal de barrio Chanico Navarro, y responsable de entregar el almuerzo diariamente, aseguró que subió la cantidad de personas que van a la sede a buscar la vianda.

El Municipio llevó suministro de alimentos semanas atrás. Pero, la dirigente muy molesta advirtió que hay una reducción de las cantidades, mientras la demanda crece y la comida no alcanza. Precisó que su comedor asiste a 80 familias de distintos barrios con alrededor de 300 viandas, más el pan.

Asimismo Melín explicó que generalmente en los feriados cocinan de manera normal, pero en virtud de las circunstancias de no tener los suficientes alimentos, este fin de semana largo el comedor está cerrado.

“Los alimentos frescos que nos entregan, sólo alcanzan para 15 ó 20 días”, afirmó y acotó que recibe 75 paquetes de fideos, pero sin variedad, por lo que los vecinos comen casi todos los días lo mismo. Además, las partidas ya no llevan huevos, polenta, queso, etc. "Donaciones de vecinos nos permiten preparar las viandas".

Lamentó la presidenta de la Vecinal de Chanico Navarro, que el Municipio les haya retirado el abastecimiento de harina, y de acuerdo a la respuesta recibida de Desarrollo Humano, están atendiendo la entrega a los merenderos. Para Elida Melín, la harina es un insumo muy necesario en el comedor, para elaborar pan y darle otro uso en la cocina.

Además dijo que ya no tiene ganas de seguir peleándose con nadie para mantener el comedor, por lo que evalúa terminar el invierno y cerrar definitivamente el servicio de almuerzo. "El intendente Taccetta en campaña nos visitaba, pero asumió y nunca más vino a la sede", enfatizó.

Enterate de las noticias de POLITICA a través de nuestro newsletter

Anotate para recibir las noticias más importantes de esta sección.

Te podés dar de baja en cualquier momento con un solo clic.
21 JUN 2024 - 11:27

Los comedores barriales de Esquel siguen con dificultades para atender la demanda de vecinos. Elida Melín, presidenta de la Junta Vecinal de barrio Chanico Navarro, y responsable de entregar el almuerzo diariamente, aseguró que subió la cantidad de personas que van a la sede a buscar la vianda.

El Municipio llevó suministro de alimentos semanas atrás. Pero, la dirigente muy molesta advirtió que hay una reducción de las cantidades, mientras la demanda crece y la comida no alcanza. Precisó que su comedor asiste a 80 familias de distintos barrios con alrededor de 300 viandas, más el pan.

Asimismo Melín explicó que generalmente en los feriados cocinan de manera normal, pero en virtud de las circunstancias de no tener los suficientes alimentos, este fin de semana largo el comedor está cerrado.

“Los alimentos frescos que nos entregan, sólo alcanzan para 15 ó 20 días”, afirmó y acotó que recibe 75 paquetes de fideos, pero sin variedad, por lo que los vecinos comen casi todos los días lo mismo. Además, las partidas ya no llevan huevos, polenta, queso, etc. "Donaciones de vecinos nos permiten preparar las viandas".

Lamentó la presidenta de la Vecinal de Chanico Navarro, que el Municipio les haya retirado el abastecimiento de harina, y de acuerdo a la respuesta recibida de Desarrollo Humano, están atendiendo la entrega a los merenderos. Para Elida Melín, la harina es un insumo muy necesario en el comedor, para elaborar pan y darle otro uso en la cocina.

Además dijo que ya no tiene ganas de seguir peleándose con nadie para mantener el comedor, por lo que evalúa terminar el invierno y cerrar definitivamente el servicio de almuerzo. "El intendente Taccetta en campaña nos visitaba, pero asumió y nunca más vino a la sede", enfatizó.


NOTICIAS RELACIONADAS