PROVINCIA

Esquel y Trevelin, en alerta: declaran la transmisión local del Covid-19

En 10 días hubo un crecimiento exponencial de contagios. Advierten que sin medidas, la situación puede ser incontenible.

07/12/2020 02:00

Conferencia. Las autoridades debieron romper la calma dominguera para hacer advertencias sanitarias a nivel local en la cordillera.

3.449

Los casos de contagio de Covid-19 crecieron de manera exponencial en 10 días en Esquel y Trevelin. Hay 230 contactos estrechos entre esquelenses, y 55 en el Pueblo del Molino. Además, se presentan 6 casos sin nexo en Esquel, y 5 en Trevelin. Por eso las autoridades sanitarias declararon el estado de “transmisión local en conglomerados”: la aparición de casos que circulan en distintos agrupamientos.

La noche del sábado se dio a conocer el mayor número de casos positivos en lo que va de la pandemia, con 15 contagios en Esquel y 2 en Trevelin. El riesgo de expansión de la enfermedad es cierto, y cambia el nivel de alerta. Los contagios se dan en ámbitos familiares, sociales y laborales.

Con la preocupación generalizada de comunidad y autoridades, hubo conferencia de prensa en el Centro Cultural Melipal con el intendente Sergio Ongarato; el director del Área Programática de Salud, Roberto Alonso; el epidemiólogo Emiliano Biondo; el director del Hospital de Trevelin, Leonardo Boquet; y el jefe de la Unidad Regional Esquel, Vicente Avilés.

Desde el comienzo de la pandemia, son 138 los casos positivos acumulados en la región, con 5 fallecimientos.

Boquet señaló que en Trevelin hasta ayer eran 14 los casos activos, de los cuales 9 son con nexo epidemiológico. El sábado a última hora se descartaron 2 casos sospechosos, y quedan 2 aún.

Biondo recordó que un mes atrás se dio un brote en Esquel, y con medidas que se adoptaron se logró el control. Desde el 20 al 24 de noviembre en ambas ciudades la situación estuvo contenida. Pero hace 10 días que comenzaron a incrementarse los casos, con 41 contagios en Esquel y 15 en Trevelin.

Cada dos días se duplican los casos positivos, expuso el epidemiólogo. Hay 11 casos sin nexo entre ambas ciudades, que deriva en el comienzo de “transmisión local en conglomerados”: cambia el nivel de alerta porque es un nivel de contagios elevado y un tiempo de duplicación alto.

“Necesitamos estar en máxima alerta”, recalcó Biondo. “Estamos a tiempo de contener la situación, siempre que haya muchísima solidaridad individual y social. Debemos ser muy conscientes que es un momento bisagra. Si seguimos sin ningún tipo de restricción de cuidados, esto no tendrá vuelta atrás, y seguramente en poco tiempo tendremos circulación comunitaria sostenida”.

Pidió extremar las medidas de bioseguridad a nivel familiar, y el Área Programática sugirió algunas medidas que evalúan los intendentes, mencionando que el decreto de Provincia del jueves mucho no ayuda.

Defendió la postura del área sanitaria, en cuanto a que quienes arribaran a la zona debían hacer el aislamiento preventivo. Así fue comunicado al Gobierno, pero –indicó el médico- la letra del decreto generó mucha confusión. Reafirmó esa idea del aislamiento, “porque si no es muy difícil contener la situación”. Se pondrá en práctica nuevamente el Plan Detectar en Esquel, en próximos días.

Con la duplicación de casos cada dos días es muy difícil mantener la Fase 5 de Distanciamiento Social. En algún momento Esquel retrocedió a Fase 4, en un escenario de menor gravedad. Ahora –sugirió- es un paso previo a la circulación comunitaria.

“Parece que el día tan temido empieza a llegar y comienza a pasarnos lo que a muchas ciudades”, reflexionó el intendente Ongarato. Reconoció que la situación estuvo contenida por el trabajo conjunto de Salud, municipio y Seguridad, y ahora es más complejo y la alarma es en Esquel y Trevelin como una sola área.

Dijo el jefe comunal que se sigue peleando contra el Covid-19 como durante nueve meses, o “esperemos que llegue gente al Hospital. Me resisto a que tengamos que esperar que vayan pacientes al Hospital; debemos buscar las estrategias para contener este brote”.

Ongarato señaló que es muy complicado en cuanto a las medidas que se puedan tomar, en un contexto difícil para los vecinos de ambas ciudades, y “no podemos quedarnos aislados porque tenemos que comer, trabajar y vivir”.

Es inminente el anuncio de medidas consensuadas con los distintos sectores, para que las actividades se vean afectadas lo menos posible, sin dejar de alertar por el arribo de gente de toda la provincia y el país en vuelos y transporte terrestre, lo que obliga a duplicar esfuerzos para la prevención.