Subcomisaría de Cerro Centinela: balazos y puñaladas

Tres sujetos balearon y causaron daños en la dependencia. Los fueron a detener y un cuarto sujeto muy agresivo hirió a un efectivo. Debieron reducirlo a escopetazos.

15 FEB 2021 - 20:51

Un grupo de personas causó destrozos en la dependencia policial de Cerro Centinela. Un policía fue herido en el brazo con un cuchillo. Los agresores fueron identificados y uno de ellos quedó detenido.

El episodio sucedió en los últimos minutos del domingo cuando el cabo de la Policía provincial Franco Fuentes, que estaba a cargo de la Subcomisaría de Cerro Centinela, llamó a sus pares porque estaban atacando la dependencia y se escuchaban detonaciones de armas de fuego.

Ante ello una comitiva policial a cargo del oficial principal Sergio Rosales partió de Corcovado para intervenir en la situación. Se constataron daños en vidrios y gran cantidad de piedras en el interior de la Subcomisaría, informando el suboficial Fuentes que una gran cantidad de personas habían atacado el lugar, que escuchó disparos de armas de fuego, pero que no estaba seguro si había impactos contra la unidad operativa.

Asimismo los efectivos de esa pequeña población anifestaron que observaron a dos hermanos romper vidrios: Julián “Yuly”y Jairo Jaramillo, junto a Diego Ñancucheo, que no es de Cerro Centinela.

Ante el panorama comentado se hizo un rastrillaje preventivo por el lugar, y al transitar cerca de la vivienda de los Jaramillo, los policías observaron a los tres individuos mencionados, los cuales al percatarse de la presencia policial, corrieron en dirección a la vivienda unos 30 metros.

Fue entonces que se emprendió la persecución a pie; los agresores entraron a la casa y salió el padre de los hermanos Jaramillo, identificado como Sinforoso Jaramillo, con un arma blanca de grandes dimensiones, arrojando puntazos a uno de los policías.

Con ese escenario, al atacante le hicieron dos disparos de escopeta a las piernas y se le dio la voz de que arroje el cuchillo. Pero continuaba totalmente furioso agrediendo. Luego al mismo efectivo le profirió una estocada en el antebrazo derecho, profunda, con dos orificio de entrada y salida, también un corte superficial en un dedo de la mano izquierda, y otra puñalada dio en el chaleco antibalas.

El cabo primero Sebastián Gavilán le efectuó un disparo con el arma reglamentaria en la pierna izquierda a Jaramillo, que cae y es finalmente reducido y aprehendido, y posteriormente traslado Hospital Zonal Esquel, con diagnóstico preventivo de fractura de peroné y otras heridas en ambas piernas.

Los policías fueron curados. Al cabo primero Ramírez le hicieron varios puntos internos y externos, y al restante lesionado, curaciones sin puntos. Fue comunicada la situación al a fiscal de turno, doctora Sofía Torres, disponiendo a priori la imputación de Sinforoso Jaramillo por el delito de “Tentativa de homicidio”.

El detenido queda internando en el Hospital Zonal de Esquel, con custodia policial de la Comisaría Primera de esa ciudad.

Se dispuso inspección ocular con Criminalística durante el día, y se procedió a secuestrar un arma blanca con rastros de manchas hemáticas, presumiblemente de los funcionarios lesionados, y un arma de fuego reglamentaria del suboficial Gavilán. Resta aguardar la pesquisa. #

Enterate de las noticias de POLICIALES a través de nuestro newsletter

Anotate para recibir las noticias más importantes de esta sección.

Te podés dar de baja en cualquier momento con un solo clic.
15 FEB 2021 - 20:51

Un grupo de personas causó destrozos en la dependencia policial de Cerro Centinela. Un policía fue herido en el brazo con un cuchillo. Los agresores fueron identificados y uno de ellos quedó detenido.

El episodio sucedió en los últimos minutos del domingo cuando el cabo de la Policía provincial Franco Fuentes, que estaba a cargo de la Subcomisaría de Cerro Centinela, llamó a sus pares porque estaban atacando la dependencia y se escuchaban detonaciones de armas de fuego.

Ante ello una comitiva policial a cargo del oficial principal Sergio Rosales partió de Corcovado para intervenir en la situación. Se constataron daños en vidrios y gran cantidad de piedras en el interior de la Subcomisaría, informando el suboficial Fuentes que una gran cantidad de personas habían atacado el lugar, que escuchó disparos de armas de fuego, pero que no estaba seguro si había impactos contra la unidad operativa.

Asimismo los efectivos de esa pequeña población anifestaron que observaron a dos hermanos romper vidrios: Julián “Yuly”y Jairo Jaramillo, junto a Diego Ñancucheo, que no es de Cerro Centinela.

Ante el panorama comentado se hizo un rastrillaje preventivo por el lugar, y al transitar cerca de la vivienda de los Jaramillo, los policías observaron a los tres individuos mencionados, los cuales al percatarse de la presencia policial, corrieron en dirección a la vivienda unos 30 metros.

Fue entonces que se emprendió la persecución a pie; los agresores entraron a la casa y salió el padre de los hermanos Jaramillo, identificado como Sinforoso Jaramillo, con un arma blanca de grandes dimensiones, arrojando puntazos a uno de los policías.

Con ese escenario, al atacante le hicieron dos disparos de escopeta a las piernas y se le dio la voz de que arroje el cuchillo. Pero continuaba totalmente furioso agrediendo. Luego al mismo efectivo le profirió una estocada en el antebrazo derecho, profunda, con dos orificio de entrada y salida, también un corte superficial en un dedo de la mano izquierda, y otra puñalada dio en el chaleco antibalas.

El cabo primero Sebastián Gavilán le efectuó un disparo con el arma reglamentaria en la pierna izquierda a Jaramillo, que cae y es finalmente reducido y aprehendido, y posteriormente traslado Hospital Zonal Esquel, con diagnóstico preventivo de fractura de peroné y otras heridas en ambas piernas.

Los policías fueron curados. Al cabo primero Ramírez le hicieron varios puntos internos y externos, y al restante lesionado, curaciones sin puntos. Fue comunicada la situación al a fiscal de turno, doctora Sofía Torres, disponiendo a priori la imputación de Sinforoso Jaramillo por el delito de “Tentativa de homicidio”.

El detenido queda internando en el Hospital Zonal de Esquel, con custodia policial de la Comisaría Primera de esa ciudad.

Se dispuso inspección ocular con Criminalística durante el día, y se procedió a secuestrar un arma blanca con rastros de manchas hemáticas, presumiblemente de los funcionarios lesionados, y un arma de fuego reglamentaria del suboficial Gavilán. Resta aguardar la pesquisa. #


NOTICIAS RELACIONADAS