PROVINCIA

Hubo otro embargo de los jueces y ya suman $ 26 millones en 2 meses

Un conjuez de Comodoro libró ayer otro millonario embargo contra las cuentas de la Provincia en el Banco del Chubut. Pone en riesgo el pago de sueldos y proveedores.

01/10/2013 02:01

Siguen sacando plata. El Banco Chubut le informó a Economía que ayer hubo embargos por 13 millones de pesos, que se suman a otros 13.

5.014

Un conjuez de Comodoro Rivadavia libró embargos contra cuentas bancarias del Estado provincial en el Banco del Chubut por un total de 13 millones de pesos. Fue ayer, en favor de un grupo de abogados que trabajan en Poder Judicial y en el marco del polémico litigio que mantienen los jueces y magistrados por recomposiciones salariales.

Ante la sorpresa de las autoridades del Gobierno provincial, que en privado admiten un estado de virtual indefensión ante este tipo, el Banco del Chubut le confirmó ayer al Ministerio de Economía que había nuevos embargos por 13 millones de pesos, que se suman a otros 13 millones de pesos que se habían embargado hasta ahora, lo que suma nada más y nada menos que 26 millones en menos de 60 días.

Ayer, en el Ministerio de Economía nadie quiso referirse al tema, pero es obvio que la situación preocupa porque los fondos que se filtran en estos embargos dejan de estar disponibles para otras cuestiones urgentes de la Provincia, como el pago de salarios de los empleados públicos, o el pago a proveedores.

Sin filtro

El nuevo conjuez que firmó los embargos se llama Héctor Eduardo Freile y es un abogado de la matrícula de Comodoro Rivadavia. Freile asumió en lugar de Francisco Miguel Romero, otro abogado comodorense, que a principios de septiembre fue desplazado de su lugar por el Superior Tribunal de Justicia, tras ser suspendida su matrícula en el Colegio de Abogados de la ciudad petrolera.

Romero se fue pero, antes, había firmado los primeros 13 millones de pesos. Su salida parecía descomprimir la situación, a lo que se sumó la firma de un decreto por parte del gobernador Martín Buzzi para poner en caja el incumplimiento con la Asociación de Magistrados, pero la llegada de Freile como conjuez empeoró las cosas.

Es que según pudo confirmar Jornada ya no sólo se firman embargos a favor de jueces y magistrados (entre ellos fiscales y secretarios de juzgados), sino que ahora se han aceptado reclamos de personal del Poder Judicial que no está incluido en el artículo 170 de la Constitución Provincial, que es la línea de corte que se puso en el acuerdo original con la Asociación de Magistrados cuando se definió el aumento del 40%.

Ese artículo, que habla de “Intangibilidad” de los jueces y magistrados, dice claramente que los mismos son aquellos “designados con acuerdo de la Legislatura y los secretarios letrados”.

96 embargos

Entre los embargos firmados por el conjuez Freile en los últimos días hay abogados del Poder Judicial que presentan reclamos por liquidaciones y son aceptadas sin ningún tipo de control.

Los 26 millones que hasta ahora se han embargado a las cuentas provinciales han ido a parar a las cuentas personales de 96 empleados del Poder Judicial, en su gran mayoría, de la ciudad de Comodoro Rivadavia, aunque también hay casos de Trelew y Esquel.

Decreto

El conflicto con la Asociación de Magistrados había entrado en un camino de solución a mediados de septiembre, cuando el Poder Ejecutivo Provincial emitió un decreto que estableció el pago de las sumas comprometidas en el acuerdo conciliatorio firmado el 11 de mayo de 2012, entre el propio Gobierno y la Asociación de Magistrados y Funcionarios Judiciales de Chubut.

“El decreto, que lleva el número 1.272, fue elaborado en cumplimiento de aquel acuerdo y en base a lo que establece el artículo 170 de la Constitución Provincial, en cuanto a la afectación a la intangibilidad de los jueces y funcionarios del Poder Judicial y del Ministerio Público y los secretarios letrados”, explicó en aquel momento el viceministro coordinador de Gabinete, Miguel Montoya.

“Hasta tanto la Legislatura del Chubut defina la aprobación del proyecto de ley del acuerdo conciliatorio que elevamos en su momento, emitimos este instrumento legal que incluye a aquellos funcionarios y magistrados que hicieron juicio y a los que no lo hicieron, pero que entran en lo establecido en el mencionado artículo 170 de la Constitución del Chubut”, agregó Montoya.

Aquella declaración dejaba en claro cuál era la línea de corte de los reclamos. El juicio en cuestión se había iniciado en el año 2008, durante la gestión Mario Das Neves, y sobre el cual hubo dos sentencias desfavorables al Poder Ejecutivo.

Ahora, el festival de embargos volvió a poner en riesgo el acuerdo con la Asociación de Magistrados. Pero, sobre todo, las arcas públicas, si es que el conjuez sigue librando embargos millonarios sin demasiados respaldos.